Martes 18 de diciembre, 2018
  • 8 am

¡Mostrale el decreto….mostrale..!

Carlos Albisu
Por

Carlos Albisu

133 opiniones

 

Dr. Néstor Albisu

Un cuento relatado por Landriscina, relataba a un zorro muerto de hambre que había elegido un loro como almuerzo. Sabiendo que no debía asustarlo, pues volando se escaparía trató de ganar su confianza. Y así habló:

“-Se enteró Don Loro del nuevo decreto…”-la desconfiada ave respondió-“..¿que decreto?”-entonces el hábil zorro inventó que las autoridades del bosque habían elevado un Decreto con un PROTOCOLO que no permitía a los animales comerse entre ellos. Poco a poco fue ganando la confianza y venciendo la resistencia del loro , se fue acercando. Ya a punto de echarle el zarpazo….aparece un puma y se lanza contra el zorro que huye despavorido. El loro al ver aquella persecución, levanta vuelo y siguiéndolos aconsejaba al zorro:-“¡¡mostrale el decreto…contale del protocolo…!!

Si, por supuesto el cuento dicho por el gran humorista argentino, toma un tono jocoso, nosotros quisimos simplemente recordarlo. Es que debemos confesar que la referencia que nos llevó al cuento no tiene nada de humor. Más bien todo lo contrario.

No referimos a los reiterados fracasos que tanto el M. Interior con la inseguridad, las irregularidades de ASSE, etc. Fueron múltiples, ocasionado por el actual gobierno. La referencia concreta son los casos tan repetidos de aumentos de asesinatos, rapiñas arrebatos, etc. Como trágicos episodios en dependencias asistenciales del interior, costando vidas de madres , recién nacidos y otros pacientes (quemados en Artigas, mala praxis y peor manejo en Las Piedras, etc). Las vivieron distintas zonas del interior pero todos igualados por la misma causa. Mal resueltas las situaciones por las autoridades. Y peor aún sus patéticas explicaciones.

Cuando esperaban por lo menos una disculpa, insólitamente vienen las tontas justificaciones. Por que tanto la Presidente de ASSE como el Ministro del Interior, en cualquiera de los acontecimientos, repiten una frase que me hace embroncar. ¡No te imaginás cuanto!

Con cara de jugadores de póquer, ambas autoridades repiten: ”-Nuestra tranquilidad está en que se cumplió el PROTOCOLO”, en los múltiples casos de ASSE. Y lo repitieron casi triunfalmente en varias ocasiones… en lo que habría tenido que ser una modesta disculpa.

De la misma manera el ministro del Interior se esconde tras el PROTOCOLO, tratando de evitar responsabilidades. Así los homicidios son siempre “ajuste de cuentas” y la culminó hace pocos días cuando justificó la muerte de un policía diciendo: ”NO SE PUSO CHALECO..NO SIGUIÓ EL PROTOCOLO”.Así uno nunca sabe para que bando juega.

Buscamos la definición de PROCOLO y nos encontramos que dice: ”Reglas comportamiento en el mundo de la Diplomacia(¿¿) Confusio (500 A.C) decía: ”El protocolo es fruto de la vanidad cuando falla el raciocinio ”Eintein opinaba:” El Protocolo es la excusa de los Mediocres”.

Creen que diciendo que el gobierno está tranquilo porque el protocolo se cumplió , quedan fuera del problema. Porque no tratan de decir a los familiares de aquellos que perdieron la vida por la ineficacia de vuestra mala dirección. Díganselo a una madre cuya inoperancia le hizo perder un hijo o a un hombre que por vuestra torpeza, sus hijos crecerán sin madre. Tengan la suficiente modestia una vez…tan solo una vez…de manifestar que el error fue suyo

Pero sería pedirles peras al olmo, la soberbia los tiene engañados creyendo ser la cima del mundo.¡OJO! que desde allí peor es la caída.

Y así, se pudo comprobar que la Salud, como la Enseñanza, la Seguridad, etc, son debes desastrosos que algún día deberán explicar. Mostraron ser ineficientes a pesar de la época de bonanza económica internacional y sin embargo fracasaron, arruinando el presente y el futuro de un país, que aún con errores era ejemplo en varias áreas.

Y sin querer ser graciosos, queríamos sobrevolar sobre los adoradores del protocolo y como en el cuento de Landriscina y decirles: ¡Mostrale el protocolo…mostrale…!…y vas a ver a donde sugiere la gente afectada que se lo metan.