Deportes Fútbol Otros deportes

“Dicen que Chaná no entrena; en 5 años ganamos 3 campeonatos”

Cuando aún perduran los festejos del bi-campeonato de Chaná en el futsal salteño, uno de sus principales jugadores en un rico plantel, Patricio Forti, estuvo en la redacción de CAMBIO contando pormenores que han llevado al “Indio” a consolidarse como el mejor en nuestro medio.
– ¿Le tocó ser parte de un Chaná exitoso?
– Estuve en estos tres campeonatos que ganó Chaná gracias a Dios. Y ni que hablar que este bi-campeonato se disfrutó mucho. El primero fue con Marcelo Malaquina como técnico y estos últimos dos con Federico Silva como entrenador. En la primera mitad del primer año de este bi-campeonato estuvo Orlando Custodio como técnico con nosotros, algo muy importante porque fue quien nos encaminó para después llegar al logro. Fue un factor importante y motivante para todos nosotros, un conocedor de todo ésto, que nos brindó muchas herramientas, nos dio el puntapié inicial para después nosotros continuar por ese camino y llegar a lograr los títulos. Luego siguió Federico Silva al frente del plantel, primero dando una mano y después más firme. Pero la base es el compromiso de todos con el trabajo, más que nada.
Siempre se dice que Chaná no hace nada, que los jugadores no entrenan y eso no es así. En cinco años que estamos jugando, logramos tres campeonatos. Son cosas que no se dan tan fácil, hay que tener en cuenta que de los jugadores de este plantel de Chaná muchos tienen 10 títulos, lo que no es casualidad. Para que se diga que Chaná no practica… No es así, Chaná práctica y trabaja. Por algo en esta liguilla fuimos y ganamos todos los partidos.
– ¿Qué importancia tiene la suma de Custodio?
– Este año se dio que ‘Juani’ Custodio jugó pero nosotros no los tuvimos ni a Diego (Llama) ni a Matías (Sabarrós), que son dos pilares, que estuvieron todo el año, uno goleador y el otro que nos hacía jugar a todos. No fue que lo llamamos a Custodio ‘mira que te precisamos’. Él es uno más del grupo, que quiso venir y jugó pero no era que lo precisábamos para ganar. Por más que cuando viene él, es un placer jugar por la magia que tiene, en un plantel de Chaná que hace tiempo viene jugando junto y bien limado, con muy buenos jugadores. Todos estos jugadores en su mayoría es gente que viene del 2002-2003 con Universitario, que luego por una cosa u otra nos fuimos a Ferro Carril. Después se decidió tomar otro rumbo, que fue irnos con todo este grupo de amigos a Chaná, primero como grupo de amigos y después trabajando más en serio, con prácticas y analizando un poco más a los rivales. Lo motivante es que todos nos quieren ganar, del primero al último, lo demostraron todos, como el caso de Florida, que si bien descendió nos ganó un partido.
– ¿Cómo ve el nivel del futsal salteño?
– Lo que puedo decir encuanto al nivel del futsal salteño, por estos últimos años que he jugado, esta última final se jugó al futsal verdaderamente, porque en toda final hay momentos de euforia, pero la última fue una verdadera final de futsal, diferente a la del año pasado, porque el juego con Ceibal fue distinto, aunque espectacular y hay que sacarse el sombrero por Ceibal, que estuvo dos años consecutivos en la definición, con gurises jóvenes participando sin mucho aprendizaje. Me parece que fue todo muy bueno, pero esta última fue una gran final de futsal y lo reflejó el marcador, ese 6 a 6 del partido, que después se termina definiendo en alargue, donde ahí se vio la diferencia de plantel más largo y la parte física también.
– ¿En cuanto a la organización, hay un cuerpo de neutrales en la Liga que es joven y viene trabajando bien?
– Siempre digo que hay que reconocer el trabajo de los neutrales para que esta Liga siga creciendo, en este caso al joven presidente Nicolás Caiazzo, que enfrentó muy bien cuando hubo dificultades en una liga complicada. No digo que el trabajo haya sido de 10 puntos, pero sí de 7 porque siempre, como en todo hay cosas a mejorar. Han hecho bien junto al resto de los compañeros, caso Pablo Sosa que maneja muy bien la parte del marketing, que son cosas que terminan arrimando a la gente al futsal. No es casualidad que el año pasado se hayan jugado partidos con 1.300 personas. A uno que le gusta el deporte, cómo no nos va a gustar jugar con tanto público como pasó el año pasado en la final con Ceibal. Este año también fue una final con muchas personas, teniendo en cuenta que tanto nosotros como Universitario no somos equipos de convocar a tanta gente.
– ¿Con este plantel siempre está la idea de jugar la Liga Uruguaya?
– Eso siempre está latente, pero como te decía, hoy al no dedicarnos plenamente es difícil. Competir a ese nivel requiere de doble de trabajo. El alto costo que requiere, como por los viajes por ejemplo, requiere de contar con otro tipo de recursos. Supimos jugar la Liga Uruguaya con Ferro Carril hace dos años y no es sencillo; hay que estar muy bien preparado y tener las herramientas necesarias para poder pelear con igualdad ante los equipos capitalinos.
Muchos de estos muchachos que juegan en Chaná, con Universitario jugaron en sub-17 y sub-20 y saben que hay que trabajar mucho para equiparar fuerzas, sobre todo sumar espónsores y también unificar a los jugadores salteños de todos los equipos; material hay.
Para terminar quiero agradecer a la familia Berguncio, son un pilar muy importante, nosotros llamamos la sede a la casa de ellos, los sábados o domingos de liguilla caemos a las dos de al tarde y nos vamos a las 11 de la noche, mandarle un saludo grande la ala familia custodio, a la institución por darnos el nombre Chaná que vale mucho, después nuestras familias que al final le damos una alegria volviendo a casa con la copa, a ustedes CAMBIO sin dudas por la difusión que le dan a todo el futsal.

Compartir

Noticias relacionadas