Martes 18 de diciembre, 2018
  • 8 am

Estoy harto II

Andrés Merino
Por

Andrés Merino

55 opiniones

Por Andrés Merino
Así titulo hoy esta columna, una especie de ladrido ante el Uruguay que vivimos, sumergidos en el mal ambiente de un país degradado por el desgobierno frenteamplista, promotor del odio entre uruguayos, del desempleo, de la vagancia, de la pulverización de valores, de corrupción arriba y delincuencia abajo. Aclaro en números romanos que es II, pues hace pocos días el Dr. Ignacio de Posadas publicó una columna con el mismo título ¨Estoy Harto¨, dicho sea de paso que suscribo en un noventa y pico por ciento. No soy preciso ni brillante como el ex Ministro de Economía de Lacalle (padre); lo mío es más bien una queja de trasnoche.
Estoy harto de:
La delincuencia, los asesinatos a comerciantes y ciudadanos inocentes, las rapiñas, los copamientos, los arrebatos, los asaltos, los cuidacoches pesados o ¨de pesados¨, los pastabaseros, los suicidios que nadie menciona, la corrupción de jerarcas que meten los dedos, los jerarcas puestos a dedo, los nuevos miles de empleados públicos, los cajeros explotados, los cajeros no explotados que te complican para sacar tu plata, la bancarización obligatoria, el desempleo, el odio de clases, Marx, las matanzas del Che Guevara, los maleducados, la música pedorra, los horrores de Ortografía, los estudiantes que no entienden lo que leen, la ex Primera Dama comiéndose los mocos por TV (yo me los como pero en privado), el pedícuro de Mujica, la peluquera de Carolina Cosse, el jopo en decadencia del Presidente, el murmullo de Bonomi, los murgueros propagandistas de Izquierda, los murgueros cuando no se les entiende lo que dicen, los periodistas y artistas militantes del Frente Amplio, los periodistas que no se animan a repreguntar, la Historia Reciente y sus mentiras, el cuento de que los Tupas combatieron a la Dictadura, el ninguneo a la pobreza de nuestros soldados, las sanciones y retos a Manini Ríos por defender a su tropa, el olvido a las víctimas de la Sedición, los muchos pesos que cobró Macarena Gelman y los cero pesos que cobraron familiares de Pascasio Báez Mena, los cuatro soldados y demás asesinados por el Terrorismo, la dictadura de Maduro, el silencio de nuestro gobierno, la debilidad de la Oposición, el amor al sillón de políticos varios, los políticos que jamás se jubilan, las figuritas repetidas, la conjuntivitis provocada por la pelusa de los plátanos de Montevideo, el fascismo de los sindicatos, los ñoquis, los impuestos, los impuestos a los jubilados, los que cobran planes y no trabajan, los que trabajan para que vagos cobren planes, las cuotas femeninas obligatorias, las cuotas de los prestamistas con local, las falsificaciones del señor Michelle Suárez, los policías mirando el celular, los versos de Astori, el odio de Irma Leites, las agresiones a maestros, los paros, la basura, lo políticamente correcto, el estado de las carreteras, la carestía, el Antel Arena, la bajada de pantalones con UPM, el poncho para justificar más de lo mismo, el sobretodo con igual fin, la solidaridad con Lula, el hundimiento de CONAPROLE, el subsidio a la cerveza, los productores que se funden…
Y suma y sigue hasta el 1º de marzo de 2020.