Sábado 4 de julio, 2020
  • 8 am

Unidad, unidad y más unidad

Regino López
Por

Regino López

10 opiniones
Diario

 

Prof. Regino López

Frente Amplio- Democracia Avanzada

1001

Diario

Haber logrado la unidad de la izquierda a través de la creación del Frente Amplio y el tránsito por diferentes etapas hasta la llegada al gobierno nacional y departamental, nunca fue un camino de rosas. La diversidad de ideas que hacen a la fuerza política es lo que nos da rasgos únicos. La unidad política concretada con el aporte de hombres y mujeres venidos de corrientes ideológicas muy distintas es lo que nos marca el camino político , siempre en unidad y más unidad.

Haber logrado unirnos y respetarnos en el marco de las diferencias, es la gran característica a conservar y defender, y para ello es imprescindible dar los debates políticos necesarios siempre, pero comprendiendo que hay momentos en que el debate se debe profundizar y otros momentos en que sin postergar ni una coma del pensamiento, tenemos que defender lo logrado, como lo es por estos meses, dónde el Frente Amplio se juega todo y cualquier debate que no implique la defensa de lo logrado o dado en un organismo que no corresponda, podría llevarnos a la inmovilidad y con ello hacernos cometer un error histórico del que no queremos formar parte y que hasta podría terminar con toda posibilidad de cambios, traducido en un retroceso político y social jamás visto, con la fuerzas conservadoras regresando al gobierno.

Vivimos un momento donde la derecha criolla y local se sienten con poder, dado su retorno a los gobiernos de la región, cualquier elemento político contradictorio o de cuestionamiento de acciones políticas, brindado en un momento inoportuno, sin pensar primero en la unidad, terminará siendo usado por la derecha para intentar sacar su tajada. Esto no significa reducir la discusión y el debate al que defendemos y sabemos de su necesidad, pero si diferenciar claramente que el adversario es quien está afuera del Frente Amplio y no aquellos que con los que vamos juntos.

Sabemos que tenemos diferencias de métodos, de estrategias y hasta de clases, pero estamos todos en el mismo camino y así es como nos conocimos y así decidimos transitar el momento político y la historia.

Esto que parece muy fácil decirlo y escribirlo se sostiene a través de la defensa irrestricta de la unidad. Unidad que nos permitió lograr todos los cambios en el país durante estos tres gobiernos nacionales y que nos lleva al gran desafío de lograr un cuarto gobierno, dónde imperiosamente debamos profundizar las transformaciones; pero también en lo departamental nos exige más que nunca asumir lo que se ha hecho y todo lo que falta y por eso seguir trabajando por otro gobierno departamental. Comprendiendo que las etapas son diferentes.

En este momento nos jugamos el gobierno nacional, ya vendrá el momento de discutir lo departamental, no podemos andar poniendo «la carreta delante de los bueyes.»