Miércoles 3 de junio, 2020
  • 8 am

Sr. Presidente Presente

Néstor Albisu
Por

Néstor Albisu

319 opiniones

“Yo soy un ciudadano común y corriente, solo tengo un voto como tanta gente a las que ha convencido y se lo han otorgado, confiados que llegue el día que cumpla al pie de la letra lo prometido.
Se muy bien que no es fácil gobernar un pueblo sin tener problemas. Repartir las riquezas, de modo que el pan no falte en ninguna mesa. Y vamos a esperar que usted lo pueda lograr sin hacer excepciones y que a la cárcel vayan los que deben pagar sus corrupciones.
Que se imponga la ley, no queremos perder nuestra tradicional forma de ser. Somos gente de paz y que no tenga ocasión de triunfar el ladrón….Confiados en que usted juró…. ¡Proteger la nación!
Me han venido a encuestar porque pretenden saber que pensamos de usted. Lamentamos que la inseguridad con la que hay que acabar no es su prioridad y entonces empezamos a ver que si sigue igual, esto va para mal. Debe entrar en razón.
Esto debe cambiar póngase a gobernar con firmeza. Usted va protegido entre luces y motos de la policía, mientras que nosotros estamos expuestos al crimen ¡Noche y día!
No se puede salir ni siquiera vivir de manera decente, ya no somos nación, pasamos a ser… El reino de los delincuentes. Que se imponga la Ley, nos negamos a perder nuestra forma de ser.
Cuando escucha a alguien y ayuda, casualmente son de su mismo partido y entró en la mala costumbre de sentirse tentado de cambiar la nación a su gusto y antojo…modificando la Constitución.
Y ahora le pido que nuestro humilde voto no caiga en el olvido. Hay quienes al ocupar el poder quieren entrar en la historia, pero recuerde que en ella se puede entrar de distintas formas.
Por eso no nos mienta más y deje de usar demagogia para engañar a la gente.
Cumpla usted con honor, vaya esto con respeto…..¡Sr. Presidente!”.
Hace unos meses te inicié mi Divague con la textual copia del inicio de un libro editado en 1913, La mediocridad de José Ingenieros. Y resultó tan actual lo allí expresado,que varios de ustedes me expresaban no darse cuenta del entrecomillado, que anunciaba reproducción de texto ajeno.
Lo de hoy es similar. Distinta época y texto. El autor es un canta-autor, ya desaparecido y el texto es una de sus composiciones musicales.
Luis Aguilé, nacido en Argentina pero con carta de ciudadanía española, compuso en su extensa vida artística más de 400 canciones en letra y música. Esta que transcribo fue en el año 2007, falleciendo dos años después.
Su estilo eran canciones para niños, algunas románticas, pero excepcionales las que tocaban la política. Y fueron éxitos con difusión mundial. Cuando salí de Cuba de fines de los 60 y Sr. Presidente,ya en el final de su vida.
Se le preguntó si estaba dirigido al Presidente Zapatero de España. Aguilé respondió que si bien le cabían algunas de sus reclamos, la composición estaba dedicada a Chávez. Que sin ser Venezolano, lo hizo al conocer el sangriento genocidio que este gobernante realizaba contra sus opositores y juventud.
A pesar de esto fue prohibida su difusión en varios países de América y aún en países con otros idiomas. Su éxito lo hizo popular mundialmente. Y las estrofas en general son tan contundentes, que muchos creen que se refieren a ellos. Sabiendo que en determinados medios nuestros, no permiten hoy Mario Benedetti, titulado : ”El país de la cola de paja”.
Y cerramos con aquel aviso de las viejas películas: ”Cualquier semejanza con la realidad es (¿?) mera casualidad”…vosé m´entende….¿Verdad?