Miércoles 18 de septiembre, 2019
  • 8 am

20/8/2019

SATURADAS

Los estacionamientos y paradas de motos están muy saturadas y ya a esta altura en determinados horarios del día no se puede estacionar en las calles del micro centro. Muchas veces se ha hablado de la posibilidad de extender los estacionamientos de motos, pero nunca se ha logrado.
El problema no solo es lograr estacionar, sino el estacionar tan ajustadamente que cuando se va a retirar la moto, es necesaria ayuda pues de lo contrario resulta una tarea compleja.
CASI MIL
En lo que va del año son casi 1.000 los nuevos vehículos que se han empadronado en la Intendencia de Salto y quizás para el lector le sea llamativo a pesar de que este ha sido uno de los años “más flojos” en materia de compra de vehículos. En su mayoría son motos y en segundo lugar autos y camionetas. Lo cierto es que en el primer semestre del año ya hay casi mil nuevos vehículos circulando en las calles de Salto y esto hace que el parque automotor sea cada vez más complejo. Las posibilidades de encontrarse con un vehículo en una esquina aumento considerablemente por lo que se debe prestar una mayor concentración.
CÁLIDO Y FRÍO
La variabilidad de temperaturas que estamos teniendo en estos días no es buena para nadie, ni para el combate de las enfermedades emergentes. Cabe señalar que se pasa de días de intenso calor y humedad a días de viento frío y temperaturas muy bajas sobre todo en la noche. Esto no solo provoca una nueva oleada de afecciones respiratorias sobre todo en los niños, sino que además es un problema para el desarrollo de agentes vectores que producen enfermedades tropicales tales como el dengue y la leishmaniasis. Lo mejor es salir con poca ropa durante el día, pero llevarse un abrigo para la vuelta, pues en cuestión de horas pasamos de cálido a frío como si nada.
BANCO Y TECHO
Una ciudadana que por lo general toma el ómnibus del servicio urbano de pasajeros, dijo que algunas garitas o refugios peatonales que se han hecho no son de protección para la lluvia y el viento. A modo de ejemplo dijo que la garita que se dispuso en Zelmar Michelini, entre Artigas y Rivera es un banco de cemento y un techo. “Cuando hay viento helado como en estos días atrás resulta insoportable para quienes ya tenemos unos cuantos años”, dijo. Agregando que colocarles unos paneles en cada costado ya ayudaría a una mayor protección.
PELIGROSO
La salida de las escuelas y liceos son siempre peligrosas por la cantidad de vehículos que se concentran en el lugar y la cantidad de chicos que salen corriendo de un lado a otro. En la Diagonal Centenario, a la salida del Colegio Santa Cruz, es necesaria la presencia de al menos un inspector de tránsito. No solo que ordene la circulación de los padres que estacionan en el lugar, sino que haga respetar la normativa de circular despacio frente a un centro de educación. Este lugar puntualmente a la hora de salida de los estudiantes es muy peligroso.