Domingo 8 de diciembre, 2019
  • 8 am

Mañana liquidación parcial del plantel de La Madrugada de Gaudín

En la jornada de mañana jueves 10 de octubre se realiza, como es tradicional, en la propia estancia el remate de La Madrugada de Gaudín, con una liquidación parcial del plantel, donde se comercializará la escalera de machos de la cabaña, pero la misma se reserva su plantel de vientres.
Las ventas comenzarán a las 14 horas y estaran a cargo de los escritorios Gastón Araujo Agronegocios y Enrique Beriau. Cuenta con la admistración y financiación de Banco República, se rematará en 12 cuotas o seis meses libres y flete gratis para toros.
De acuerdo a lo informado en la conferencia de prensa habrá un descuento del 2% a los 90 días de los ganados generales y el 4% para las compras contado de los toros.
El martillero Enrique Beriau dijo que “es un remate muy especial, porque es el último remate de la cabaña en lo que respecta a la venta de reproductores. Juan Luis Gaudín ha decidido finalizar con los remates momentaneamente, se queda con el material genético de pedigree y puro de origen tanto mocho como astado y vende la escalera de machos”.
En este sentido, el rematador dijo que se venderá “lo que estaba previsto para este año, los toros de 2 a 3 años, los de 1 a 2 años y los toritos de sobreaño”.
En lo que respecta a los vientres se venderán vaquillonas generales, de pedigres.
Beriau, que lleva adelante este remate hace 20 años, agradeció a la familia Gaudín por el respaldo para conducir este remate durante tantos años. Así como también a las firmas consignatarias que participaron durante este período.
Por su parte el martillero Gastón Araujo dijo que este es un remate muy importante a nivel país, “hablar de Hereford, de La Madrugada de Gaudín, cuando llamamos a los productores para el remate se nota que es un remate más que reconocido, nos recuerdan los amigos el récord imbatible que tiene la cabaña en Kiyú, con su genética de punta”.
Más allá de el sentimiento que causa la decisión de la cabaña de realizar su último remate, Araujo remarcó que está será una oportunidad “única” para adquirir está genética. “Los productores tienen que aprovechar, este va a ser el último remate con esta liquidación parcial para obtener este tipo de genética”.
El Dr. Miguel Olegui, asesor veterinario de la cabaña, dijo que como es tradicional se realizaron todos los trabajos de rutina para este remate, “tratando de asegurar el buen comportamiento de los toros, desde ya están vacunados y tienen los test de tuberculosis y brucelosis, tanto los toros como las vaquillonas”. El profesional aseguró además que las vaquillonas van vacunadas contra brucelosis.
En los toros se realizó las pruebas de aptitud reproductiva, de manera de garantizar que los toros “salten, trabajen bien y mantengan un buen comportamiento”. Además se ha realizado los controles de enfermedades vereneas, que siempre ha estado libre.