Miércoles 12 de agosto, 2020
  • 8 am

Nuestro camino

Gustavo Varela
Por

Gustavo Varela

59 opiniones

Por Gustavo Varela
Una vez más nos estamos encontrando desde CAMBIO, pues me ha tocado la dura tarea de suplantar a quien yo creo es el más claro de los dirigentes políticos del Departamento, y quien tiene más conocimiento de la tarea de gobierno y administración, el Cr. Rodrigo Goñi.
No me va a resultar fácil hacerlo, pero lo intentaremos.
Para arrancar quisiera expresar mi más absoluto beneplácito por la victoria de la coalición multicolor encabezada por el Partido Nacional.
El desafío es enorme, las circunstancias no son las que uno podía desear, pero si se pidió la “bolada” a la ciudadanía para gobernar nuestro País, es el momento de demostrar con acciones “para qué” la pedimos, sin excusa alguna.
Se terminaron los supuestos, se debe pasar a la ejecución de las políticas propuestas y acordadas con las demás fuerzas políticas.
Decisión, humildad, diálogo, sentido común, respeto, defensa de los derechos y aplicación de los deberes de los ciudadanos, todos conceptos que deben estar incluidos desde el primero hasta el último día de gobierno en todas y cada una de la resoluciones que el gobierno adopte, sabiendo que todas deben estar dirigidas al bien común.
Gobierno que va a tener aciertos y desaciertos como cualquier gobierno del mundo, pero que debe tener la suficiente serenidad de reconocer y corregir los errores que se puedan cometer cuando así ocurran, sin caer en el error que otros cometieron, de justificar todos los errores y horrores, en culpas ajenas y no propias.
Somos Blancos, pero no tenemos manos de yeso, y gracias a Dios tenemos en el acierto o en el error, criterio propio.
Se apoyará todo lo que se tenga que apoyar, y como buenos Wilsonistas, un poco más, pero conservaremos la libertad de ser críticos si en alguna ocasión aparecen los desvíos que en ocasiones aparecen en los gobiernos, pues están constituidos por hombres y no por dioses.
Tampoco tendremos mucho tiempo para distraernos, y aunque no va a ser el tema de ésta columna, la cuestión departamental está a la vuelta de la esquina y vamos a participar, como ya lo adelantó el Cr. Goñi, apoyando a quienes creemos el mejor de los candidatos que el Partido Nacional va a presentar, como lo es Francisco Blardoni, el Pancho Blardoni.
Salto está devastado, ha sido devastado por sucesivas administraciones.
Por eso precisamos de un liderazgo activo, hacedor de soluciones para la gente, no de políticas partidarias para conservar el poder, distribuyendo equitativamente los recursos que trabajosamente los salteños aportan, y no dilapidándolo colocando a los “amigos de turno”. En fin, que construya un Departamento que otrora fue grande, y que hoy languidece por la incapacidad que se encuentra instalada en el poder.
No creo poder suplantar la pluma, pero fundamentalmente el pensamiento profundo del Cr. Rodrigo Goñi que es insustituible, pero escribiremos, intentando ayudar a pensar a la gente de cara al tiempo que está por venir.
Feliz Año Nuevo a todos los salteños, a los que simpatizan con nosotros, pero fundamentalmente a aquellos que no lo hacen, pues la Patria la hacemos entre todos.
¡Hasta el Próximo Año!