lunes 22 de julio, 2024
  • 8 am

Evidencian presencia de Nazis en Salto y datos sobre el Plan Fuhrmann que pretendía apoderarse del Uruguay

Por Carlos Arredondo.
El Grupo de Rescate arqueológico «El sello de la Historia», se apresta a lanzar un nuevo trabajo audiovisual, en el canal Salto Informa TV, el que ahondará en los detalles del pasaje, vivencias, e intenciones de varios elementos nazis, en nuestra ciudad. La investigación fue desarrollada por el Prof. José Buslón y Pablo Villaverde y cuenta las intenciones de Arnaulf Fuhrmann a quien se lo juzgó por “llevar adelante acciones que contribuyen a destruir las formas democráticas constitucionales”, puesto que en los allanamientos realizados en su casa, la policía encontró valiosa documentación de la que se desprende la elaboración de un plan para apoderarse de Uruguay. El Plan fue conocido como El Plan Fuhrmann.

PRUEBAS
CAMBIO accedió a parte del material que compone el documental que los investigadores presentarán, y en la presente edición compartiremos la primera parte de esta atrapante historia que tiene a nuestra ciudad como protagonista. Buslón explicó que «la historia de la presencia de nazis en nuestro departamento, no es nueva, aunque tiene ribetes de leyenda, ya que quienes hablan del tema lo hacen desde la referencia de alguien que ha comentado que vio, o que le dijo el primo de un amigo, que a su vez le contó el abuelo. Algunos hablan de tesoros, otros de banderas nazis que se colgaban en algunos edificios en determinadas fechas, e incluso algunos desfiles en conmemoración de fechas relacionadas con el fascismo». Reconoció que sobre el punto «mantenía cierto escepticismo hasta hace no mucho. Había conocido el tema a través de un cuento publicado por Diego Moraes en “Bestiario de Salto Oriental” El caso Fuhrmann. En el cuento se hace mención a un artículo publicado sobre el tema en el diario El País, el 21 de octubre de 2006 bajo el título “El Mercosur que querían los nazis” lo cual permitió el acercamiento a algunos hechos históricos». Recordó además que en un libro de literatura: “El caudillo del adiós” de Ramón Lanzieri, para el cual contó con aportes de docentes de historia del medio, se cuenta de trifulcas que se armaban en las veladas del Teatro Larrañaga, allá por la década del 40, entre partidarios y detractores del régimen nazi», pero «lo cierto es que de nada de esto existen pruebas», dijo.
LA FOTO EN LA FERIA
Recorriendo la feria de Plaza de Deportes, Pablo Villaverde, dedicado tanto a la fotografía como a los productos audiovisuales y a la investigación sobre la historia de nuestro departamento, se encuentra en un puesto de mercachifles, fotografías que certifican que Arnaulf Fuhrmann efectivamente vivió en Salto y que se dedicaba a la fotografía, esto corroborado en la firma de fotos que él mismo sacaba en su estudio. Este estudio era compartido con Victoria K, de estudio fotográfico La Clave, su esposa y viuda de Federico Jungblut.
EL PLAN ERA APODERARSE DEL PAÍS
De su investigación, se desprende que Fuhrmann, fue juzgado por “llevar adelante acciones que contribuyen a destruir las formas democráticas constitucionales”. El docente contó que «en el allanamiento que se le realiza en la casa fotográfica ubicada frente al Teatro Larrañaga, y en su domicilio particular, se encuentran seis ametralladoras y valiosa documentación de la que se desprende la elaboración de un plan para apoderarse de Uruguay, conocido esto como El Plan Fuhrmann, que se inscribe dentro de la Welpolitik, plan para extender su dominio por el mundo dónde uno de los puntos centrales es América del sur, importante por sus recursos y posición geo estratégica.
UNA BROMA POR FALTA DE RECURSOS
Cuando Fuhrmann fue interrogado por el juez que entendió en su causa, manifestó que se trataba solo de una broma ya que no contaba con los recursos que pudieran hacer posible la empresa de la conquista. La documentación de este plan estaba incompleto, faltando 30 hojas del mismo;
Para el investigador «podría pensarse que estaba muy elaborado para ser una broma. La acción principal se desarrollaría en dos días siendo Salto el epicentro de la maniobra, y en 15 días estaría terminada la acción militar con la siguiente distribución de las tropas: artillería y caballería en Montevideo, dos compañías en Colonia y Fray Bentos, otra en Paysandú, un batallón en Salto, lo mismo que Bella Unión , Artigas , Rivera y Yaguaron». «Estas acciones conllevan la necesidad de recursos para el financiamiento de las mismas. Toda actividad financiera destinada a estos efectos podría llevar a generar sospechas, por esto debe manejarse todo en la clandestinidad y los recursos para sostenerla serian libras esterlinas provenientes de tesoros ,los cuales , arrebatados a judíos estarían en el país provenientes de Paraguay ,que era la zona de ingreso no solo de recursos sino también de emigrados nazis que en Salto obtenían de parte de Fuhrmann documentación falsa y se desarrollaban en el departamento en distintas actividades.
FUHRMANN EL PERIODISTA
«En el año 1937, es contratado por el periódico vespertino La Campaña, en el cual logra un rápido ascenso, directamente proporcional a la mejora del diario en cuanto a su calidad y llegada. Debe ser por esta actividad que algunos hablan de Aranulf Fuhrmann como “el periodista”.
Lo cierto es que su llegada al diario puede tener que ver con una estrategia del Partido Nazi, del cual él no era parte, pero si era amigo y camarada de batallas en la Primera Guerra Mundial, Julio Dalldorf, donde Arnulf era jefe de la división de pontoneros (Tropas adscritas al cuerpo de ingenieros para construcción de puentes y pontones), designado jefe de los grupos nazis en el extranjero y encargado de las campañas de propaganda», narró Buslón.
«Fuhrmann, no pertenecía al Partido Nazi, pero era uno de sus mejores cuadro en América del sur y así lo certifican testimonios de sus camaradas indagados por el juez del crimen Atilio Pigurina.