Miércoles 6 de julio, 2022
  • 8 am

Los alcanzó el desespero

Gustavo Varela
Por

Gustavo Varela

142 opiniones

Por el Esc.
Gustavo Varela
Falta una semana para que se celebre el referéndum contra 135 artículos de la Ley de Urgente Consideración.
Al principio de la campaña, les dije que era muy difícil que los defensores del SI, lo hicieran con argumentos sólidos, profundos y fundamentados legalmente, pues la propia ley, a más de un año y medio de vigente, ha mostrado, en todo su texto, mejorar la totalidad de indicadores de los problemas para lo legislado en la misma.
A vía de ejemplo, la seguridad.
El Frente Amplio y los socios de ésta embestida, el Pit-Cnt y muchos colectivos, han sentido en carne propia, que no prenden en la población, los argumentos que han intentado endilgar a la ley, y eso es como consecuencia de lo anteriormente dicho.
La ley y especialmente esos 135 artículos impugnados, han traído más beneficios y derechos a la gente, sin perder ningún grado de libertad.
Y eso es el gran problema.
Por eso esta última semana se van a ver y escuchar más disparates.
Incluso más, que todos los que expresó el Intendente de Salto, en ese raid de medios de comunicación que está llevando a cabo, lo que es un decir.
Para muestra, basta ver lo ocurrido en los últimos días.
Wilder Tayler, uno de los directores del Instituto Nacional de Derechos Humanos, aseguró que el marco legal que se activó a partir de la Ley de Urgente Consideración (LUC) “es más propicio al abuso policial o al uso excesivo de la fuerza que lo que había antes”.
¿El Sr. Tayler defiende los derechos humanos de esta manera?
Más parece un barrabrava.
Mujica, que en el programa del periodista Gabriel Pereira se quejó de los “disparates” que se dicen en el Senado de la República.
Si, leyó bien. ¡Mujica!
El mismo que trató de “chorizo” y además le dijo “Nabo” a Neber Araújo.
El mismo que trató de “guampudos” a los integrantes del Partido Nacional, o de “pichón de toro pampa” a un Senador.
Como dijera un conocido actor que presentaba un programa llamado “De Ripley”.
“Aunque usted no lo crea”.
Layera, el hombre más fuerte de la Policía en los tiempos del Ministro Bonomi, que expresó, en una carta enviada al semanario “Búsqueda” el día jueves que la “represión” que surge a partir de los mecanismos de la Ley de Urgente Consideración (LUC) “deriva en un estado policial que no se corresponde con nuestra democracia y el respeto de los derechos humanos”.
¿Represión que surge de la LUC?
¿No se respetan los derechos humanos en el Uruguay?
Tamaños disparates sólo pueden surgir de esas mentes resentidas, que “fracasaron con total éxito”, que son parte de una clase de dirigentes partidarios frustrados, que no supieron gestionar de la mejor manera a las instituciones del Estado, lo que llevó a perjudicar al pueblo Oriental.
Este Señor, recordemos, que es el mismo que cuando era el jerarca máximo de la Policía, se le escapó un paralítico que se hallaba en silla de ruedas por la frontera, como fue el caso del Sirio, si, aquel que Mujica había cambiado por naranjas.
Recordemos también, que fue el mismo, al que se le escapó el capo mafioso Morabito, caminando, por sus propias narices.
En fin, como se ve, el “disparatario” de temas y situaciones que ese “sector matraquero”, afín al Frente Amplio, que no se convence, que lo que otrora se decía y hacía, y al compás del dinero que se desparramaba, era aplaudido por sectores nacionales de la población, hoy ya no lo logran, va a seguir hasta el día mismo del referéndum.
Porque, como se los expresé hace algunas semanas, éste referéndum lo hacen con el sólo objetivo de poner palos en la rueda del gobierno.
Desean que al gobierno le vaya mal, sin importarle el destino de la gente, pues es la única forma de intentar ocupar el poder nuevamente.
Si todo sale de la manera que los analistas políticos lo estiman, el 28 de marzo, comienza la segunda etapa del gobierno de coalición.
Una etapa de realizaciones y crecimiento, para seguir haciendo grande al Uruguay del futuro, entre todos.