Miércoles 6 de julio, 2022
  • 8 am

No todo se puede medir en votos

Dr. Carlos Silva
Por

Dr. Carlos Silva

184 opiniones

Por Carlos Silva
El Intendente de Salto Andrés Lima sobrepaso los límites y fue directamente al ataque personal de quien, ha dedicado estos años para encontrar solución a los problemas de Salto y su gente, sin descanso, cuando aún, su responsabilidad no es la que tiene Lima.
El Intendente que se dedica a la búsqueda de objetivos personales, olvidándose del compromiso que tiene con Salto, hace alusiones a quien, desde su lugar, actúa de manera contraria, buscando todos los días, una solución a los problemas de la gente.
Califica de “pecho frío” porque no tiene argumentos para defender su pésima gestión, utiliza estos agravios para desviar la atención de la situación en que se encuentra su departamento y de la que no se hace responsable.
Deja de lado la actitud que se ha tenido con su gobierno, el de la mano tendida cada vez que lo precisó, deja de lado a quienes, sin tener la obligación de hacerlo, se levantan cada día para mejorar la calidad de vida de la gente y traer a Salto inversiones y desarrollo.
Hoy Andrés Lima demuestra una vez más ser una persona egoísta, que solo le importa su carrera política sin medir otras consecuencias que deberían estar por encima de sus aspiraciones personales y que debería dejar de lado, ya que no está cumpliendo su responsabilidad como Intendente.
Hoy va al ataque cobarde con la descalificación, porque se le terminan los argumentos para empezar a discutir los verdaderos problemas de la sociedad.
Una vez más muestra su “sangre fría” al momento de actuar políticamente y está dispuesto a traspasar los límites y, sobre todo, con quien, desde el su lugar, siempre le ha tendido una mano sin medir costos políticos.
Desconfiábamos de la hombría de bien del Intendente, pero lo hemos confirmado, se escuda detrás de un discurso de odio y división, con agravios personales que nada le suman a la actividad política y que seguro la historia lo juzgará.
Esperamos que recapacite y vea que cometió un grave error, que ese no es el camino y pida disculpas, porque de lo contrario, es un camino sin retorno.
Nosotros desde nuestro lugar hemos sido muy críticos con el accionar de Lima, pero siempre sin descalificar la persona, hemos sido duros con su gestión y lo seguiremos siendo mientras que se lo merezca, pero no permitiremos que ataque a quien ha mostrado y nos ha enseñado, otra manera de hacer política.
La de la mano tendida, la de dejar los intereses personales de lado porque primero están los intereses colectivos, la de dar la otra mejilla y la de sin importar el resultado electoral, al otro día levantarse y seguir luchando por los sueños y anhelos de la gente. No lo vamos a permitir, no lo vamos a tolerar, ni tampoco a olvidar.
Usted Intendente, tiene una gran responsabilidad en sus manos que el pueblo le otorgó y no se puede hacer el distraído, debe ser responsable y entender que no todo son resultados electorales, acá lo importante es trabajar para solucionar los problemas y dejar de lado, o al menos no ser tan obvio, sus aspiraciones personales.
Como dijo un ex Presidente, “No sea nabo” y póngase a trabajar para lo que lo eligieron.