domingo 27 de noviembre, 2022
  • 8 am

Néstor Balbuena: un salteño radicado en Ecuador que está varado en Holanda a raíz de la pandemia de Covid-19

Por Carlos Arredondo
«La manera más práctica para ayudar a los compatriotas atrapados en países ajenos, es sencilla; navega en las redes sociales usando el hashtag «adopta a un varado». Los protagonistas de este drama ha publicado en estas plataformas sus necesidades más apremiantes.
Contáctalos directamente a través de sus perfiles y coordina la ayuda inmediata. Para enviar dinero sugerimos aplicaciones como Cash Apps, Zelle, Zoom o giros de dinero por Western Unión o similares. También podrías comprar los productos de primera necesidad o artículos a través de portales como smart card.com Amazon, para que lleguen directamente a donde ellos hospedan…»
Así comienza la promoción que circula en las redes sociales, en video -, con la que el periodista y activista ecuatoriano Galo Arellano, pretende impulsar la campaña «adopta a un varado».
El mensaje del video se cierra explicando «Son miles de viajeros varados en los 5 continente: Adopta a un varado y demuéstrales que a pesar de la distancia, no están solos» Es que a raíz de la pandemia de coronavirus, hay más de 8.000 ecuatorianos varados en diferentes países del mundo, sin poder regresar a su país, debido al cierre de los aeropuertos.
PEDIDO DESESPERADO
Néstor Balbuena, tiene 58 años, es salteño y hace 16 años está radicado en la ciudad de Guayaquil, Ecuador, y junto a su esposa, la ecuatoriana Gardenia Delgado, son unos de los tantos que deambulan en los aeropuertos esperando una respuesta del Gobierno Ecuatoriano.
El pasado sábado, Balbuena subió a su cuenta en la red social Twiter, un video donde solicita a las autoridades Ecuatorianas, un protocolo que les permita volver a su país de residencia.
«Mi nombre es Néstor Balbuena, soy uruguayo, radicado en Ecuador por más de 15 años. En este momento me encuentro varado en la ciudad de La Haya, Holanda junto a mi esposa Gardenia Delgado, que es rectora de un Colegio Fiscal. Tenemos 58 y 59 años y problemas de hipertensión. Necesitamos regresar, por nuestra seguridad, por nuestra salud y sobre todo porque es en Guayaquil donde debemos estar, en nuestro hogar y desde ahí poder ayudar a personas y familias que dependen de nosotros. Nuestra seguridad está en vuestras manos, así que le pedimos por favor un protocolo que nos permita regresar a la brevedad. Señores gobernantes, autoridades nacionales y locales: Les pedimos encarecidamente que ayuden a los que nos encontramos varados en todo el mundo», dice Balbuena en su video.
VARADOS HACE 25 DÍAS
CAMBIO contactó a este salteño, para conocer más profundamente las peripecias que él y su esposa están viviendo, varados en el aeropuerto de La Haya, Holanda. Este es el relato que nos hizo:
«Nosotros salimos de viaje un 29 de febrero, con destino a Guayaquil – Holanda. Teníamos programado hacer un pequeño viaje por Europa y queríamos conocer Holanda, que nos conocíamos, Alemania, Suiza, Portugal y de ahí regresarnos a Holanda para poder volver, con fecha 21 de marzo, a Ecuador», comenzó diciendo nuestro entrevistado.
LA LLEGADA A EUROPA
«En el momento que nosotros salimos, el día primero, se detecta el primer caso de coronavirus en Ecuador. Por otro lado en Europa el virus había comenzado a afectar ya un poco más duro a Italia. Aun España Podría tener algún caso, pero realmente, el problema estaba centrado en Italia, por lo que al llegar a Holanda decidimos irnos directo a Portugal y de Portugal a Hungría, para evitar lugares que pudieran estar contagiado porque ya había crecido un poco el tema en España».
SE CIERRAN LOS AEROPUERTOS
Balbuena explicó que «estando en Hungría es cuando se dispara toda la locura, o sea España se complica de una manera impresionante, las fronteras en Europa comienzan a cerrarse, y Guayaquil Ecuador decide el 16 de marzo cerrar el ingreso para vuelos con pasajeros extranjeros y con pasajeros ecuatorianos. Nosotros teníamos un vuelo para el día 21 desde Holanda a Guayaquil, por lo que el día 15 informan a través de medios y nos enteramos a través de las redes que sólo podemos entrar hasta las 0 horas del día 16. Te imaginas que llegar de Hungría a Holanda conseguir cambiar vuelo que ya estaban programados, con todas las agencias de viajes colapsadas, fue imposible poder tomar un vuelo de retorno pese a todo lo que hicimos. Nuestra agencia de viaje, que la despegar.com, no contestaba, teóricamente estaban colapsados, no contestaban más mensajes, no reprograman vuelos. Las veces que pudimos hablar con alguien de la agencia nos dijo que habláramos con la aerolínea y tú llamabas a la aerolínea y si lograbas que alguien te atendiera, te decía «no, usted compró por despegar.com; hable con la agencia. O sea que, como decimos los uruguayos, se pateaban la pelota del uno al otro y nadie resolvía nada».
UN CÓNSUL URUGUAYO QUE SIEMPRE ESTUVO
Balbuena mencionó que «ahí comenzamos a tener toda esta sensación de que nos quedamos varados. y contactamos al cónsul uruguayo que ha hecho una labor increíble. Alejandro Fernández Katona, cónsul uruguayo en Budapest, Hungría. Este señor desde el día cero, desde el día que nos conectamos con él, nos llama todos los días, ha hecho un seguimiento contínuo de nuestra situación, tanto de la mía como la de Gardenia. Ha buscado alternativas para que pudiéramos ir a Uruguay, pero mi esposa es ecuatoriana y Uruguay sólo deja entrar a uruguayos y residentes, por lo tanto no era viable, mi lugar está con mi familia y con mi esposa y tengo que seguir fuerte y considero que es el Gobierno de Ecuador el que tiene que responder ante todas estas situaciones».
LA ALEGRÍA QUE NO FUE
Relató que «El 19 o 20 de marzo hay un comunicado de la Corte de Justicia indicándole al Gobierno del Ecuador, ordenando que debe permitir el ingreso a los Ecuatorianos residentes en el extranjero . Además la embajada de Ecuador en Hungría nos manda una carta diciéndonos «señores se abren los vuelos por instrucción de la Suprema Corte de justicia, diríjanse a tomar los vuelos» por lo tanto se abren ventas de pasajes nuevamente para el retorno.
Como habíamos «perdido» los pasajes de retorno, optamos por comprar dos pasajes más y en medio de esta situación, el Gobierno de Ecuador informa que no tenía efecto la orden de la Corte de Justicia y que por un tema de seguridad no iba a permitir la llegada nacionales al país».
MILES DE ECUATORIANOS VARADOS EN TODO EL MUNDO
Por otro lado señaló que «sólo en Ámsterdam (Alemania) hay como 10 personas dentro del aeropuerto, que no tenían Visa por que venían de Asia, y no tenían Visa para Europa y no pudieron salir. Y aproximadamente entre 30 y 40 personas más estamos varados aquí en Holanda.
Hay cientos en París, en España, hay en México, Argentina, le calculo que en Uruguay, en Bolivia. En Estados Unidos hay más de 3000 personas en este momento, en esta situación.
Según información que obtuve, declarado por la cancillería ecuatoriana: Hay 8000 ecuatorianos varados en el mundo, que quieren regresar al país».
A LA ESPERA
Néstor Balbuena dijo finalmente que «Desde el 21 de Marzo nos encontramos en Holanda, donde estamos viviendo y pagando todos los gastos por cuenta propia. En ningún momento ninguna organización oficial del Ecuador se puso en contacto conmigo, o con mi esposa. Simplemente el Consulado se ha limitado a enviarnos copias de las diferentes actas y protocolos que se fueron dando», concluyó el salteño.