martes 31 de enero, 2023
  • 8 am

“A Noboa parece no importarle que la gente del refugio vuelva a dormir en la calle”

Por Mario Sancristóbal.
El cierre del refugio para personas en situación de calle que se concretó el pasado 31 de octubre ha generado varios cruces de declaraciones entre las máximas autoridades Municipales y la Directora departamental del MIDES. En el día de ayer el Intendente de Salto efectuó duras apreciaciones con respecto a la gestión del MIDES lo que motivó que nos comunicáramos con Florencia Supparo, Directora Departamental del MIDES quien nos atendió muy amablemente y cuando le consultamos sobre el tema nos dijo que evidentemente al Intendente parece no importarle que la gente que estaba alojada en el refugio vuelva a dormir en la calle.
EXPERIENCIA PILOTO
Supparo nos dijo que era conciente que se había hablado del cierre por el fin del plazo establecido dentro de el Plan Invierno , pero que también le había pedido al Intendente Noboa que lo dejara abierto un mes más, hasta que asumiera el electo Intendente Lima con quien ya se habría mantenido una reunión y el Intendente electo se habría comprometido a brindarle apoyo en esta iniciativa. Hay que recordar que abrimos en conjunto este Refugio con la Intendencia para comenzar a trabajar en una experiencia piloto que no se había dado en otro lugar y que buscaba evitar lo que llamamos el turismo MIDES y que es que quienes estaban en condición de calle no fueran de un refugio a otro solamente a cenar y dormir o de un departamento a otro quedando en la noche en el refugio y durante el día tener que salir de nuevo a a la intemperie.
POR EL REFUGIO PASARON 90 PERSONAS
Para evitar esa conducta a la que parece que nadie le puso un pienso en 15 años es que comenzamos a elaborar estrategias para que esas personas se pudieran reinsertar en la vida cotidiana y salir adelante, nos recalcó la Directora del MIDES. En este lapso en que estuvo abierto el refugio pasaron por el mismo noventa personas y a sesenta las pudimos volver a ubicar ya sea con familiares con los que se fueron a vivir o en lugares donde conseguían trabajo luego de chequear si eso era efectivamente cierto como un caso de un ocupante del refugio que tenía una promesa de trabajo en una chacra en Canelones por lo que llamamos al titular de esa Chacra, quien nos confirmó que efectivamente tenía un trabajo para esa persona”.
“NOBOA NUNCA FUE EL REFUGIO”
A diferencia del Intendente Noboa que nunca fue al refugio, yo si lo hacía en forma periódica y entablaba charlas con quienes allí residían , y a través de la ayuda y consejos , de nuestros técnicos comenzamos a tener resultados promisorios, como por ejemplo que volvieran a tener hábitos de higiene personal que parecen sencillos y normales para el común de las personas pero que estos ocupantes del refugio los habían perdido. Lavarse los dientes, afeitarse, el baño diario, eran algunas de las costumbres que fuimos logrando que adquirieran nuevamente , y también que en muchos casos redujeran el consumo o las adicciones en buena parte de lo que lo hacían anteriormente.
HÁBITOS QUE CAMBIARON
Trabajamos mucho contando con el apoyo del Cuerpo de Bomberos y notamos que varios de los que estaban habitando el refugio comenzaron a cambiar y sobre todo jóvenes que no querían seguir estando en la calle y buscaron alternativas laborales para poder mantenerse. Es triste que esto ocurra pero si a Noboa no le importa es porque está en una posición de soberbia y comodidad. También le consultamos a la Directora del MIDES sobre los aportes que están otorgando a las ollas populares y merenderos y nos comentó que todo lo que han conseguido lo han donado , como en su momento fueron mil kilos de arroz o un volumen importante de fideos o en otra oportunidad una cantidad significativa de miel. En estos días han venido entregando harina para merenderos y comedores y espera que en estos días se destinen mas insumos para asistir a las ollas populares y merenderos.