domingo 25 de septiembre, 2022
  • 8 am

Gastritis: causas, síntomas y tratamiento de una afección frecuente en mayores de 40 años

La gastritis es la inflamación aguda o crónica de la mucosa que recubre las paredes del estómago. Puede estar producida por diversos agentes, como la ingesta de ciertos medicamentos o la infección por la bacteria Helicobacter pylori. Puede causar molestias importantes, pero en muchos casos es asintomática. Se trata de una patología muy frecuente y su prevalencia en la población adulta mayor de 40 años supera el 50%.
CAUSAS
Varias enfermedades y afecciones pueden aumentar el riesgo de tener gastritis, entre ellas, la enfermedad de Crohn y la sarcoidosis, trastorno en el que crecen acumulaciones de células inflamatorias en el cuerpo. Si no se trata, la gastritis puede causar úlceras y hemorragias estomacales. En raras ocasiones, es posible que algunos tipos de gastritis crónica aumenten el riesgo de cáncer de estómago, especialmente si tienes un revestimiento del estómago muy delgado y hay cambios en las células del revestimiento. La mayoría de las personas, la gastritis no es grave y mejora rápidamente con tratamiento.
SÍNTOMAS
Aunque en muchas ocasiones esta patología no presenta síntomas, las personas que la sufren pueden experimentar las siguientes molestias:
-Ardor de estómago.
-Dolor abdominal.
-Náuseas y vómitos.
-Acidez de estómago.
-Aerofagia.
-Ausencia de hambre o inapetencia, que en ocasiones puede producir pérdida de peso.
-Heces de color negro y vómitos con sangre, en el caso de que la gastritis cause sangrado en el revestimiento del estómago.
PREVENCIÓN
La prevención de la gastritis pasa por evitar el uso de las sustancias que pueden inflamar la mucosa del estómago. Evitar el uso prolongado de medicamentos como el naproxeno, el ibuprofeno o el ácido acetilsalicílico, así como reducir o suprimir la ingesta de alcohol y de comidas que puedan irritar el revestimiento estomacal, evitará que se desarrolle una gastritis causada por este tipo de agentes.