domingo 25 de septiembre, 2022
  • 8 am

Danzas Circulares: bailar con armonía para sanar la mente y el corazón y combatir el estrés

Movistar – 19/09/22 al 19/10/22

Por Melisa Ferradini.
La danza es una de las expresiones más profundas del hombre. A través de ella, las personas exteriorizan sus alegrías y sus miedos, todo lo que siente. En este camino, las Danzas Circulares constituyen un ejercicio de entendimiento, de autoexploración, que permite un contacto con el cosmos. Quienes las practican aseguran que es un espacio en el que fluye la energía y se genera un estado de armonía y bienestar. Silvia García Piegas es Licenciada en Psicología, egresada de la Universidad de la República UDELAR. Tiene formación en Danzas Circulares, Flamenco, RaqsSharqui, Tribal ATS y Tribal Fusión India. En esta entrevista nos cuenta detalles de esta práctica cada vez más popular en el mundo.
-¿Qué son las danzas circulares y cuál es su origen?
-La danza en sí es una de las expresiones artísticas más antiguas, a través de la cual el hombre exterioriza sus sentimientos. La Danza Circular es precisamente eso. Es una invitación a una común unión, a juntarse en un espacio y en un tiempo en el que las diferencias desaparecen, y donde cada persona se puede expresar libremente con el cuerpo. Las prácticas de Danzas Circulares del Mundo las inició Bernhard Wosien (1908-1986) quien fue bailarín, coreógrafo, maestro de danza y artista plástico. Más recientemente el movimiento de Danzas Circulares no solo incluye las formas antiguas de bailes de los pueblos sino que incorpora coreografías actuales que buscan representar las preocupaciones presentes del mundo, tal el caso del reciente incendio en Amazonas o las vivencias producto de la Pandemia, lo que significa que el Movimiento de Danzas circulares crece, es vivo y representa la historia y lo actual.
-¿Por qué eligen el círculo?
-En el círculo cada uno forma parte de un todo, somos un grupo en el cual somos todos iguales. Las danzas circulares no son competitivas, no son un espectáculo para ver sino una experiencia para vivir. Nos ayudan a encontrar alegría, a sanar, a integrarnos. No es simplemente ubicarnos en ronda sino participar en una experiencia de meditación colectiva. La danza es el ritual más antiguo creado por el hombre. En cualquier lugar y en cualquier tiempo, el hombre ha sido confrontado a las manifestaciones de una potencia que lo superaba: tanto en la naturaleza como en el cielo, desde el nacimiento hasta la madurez, de la enfermedad a la muerte. Las estaciones y los grandes eventos de la vida (nacimiento, pubertad, casamiento, batalla, victoria, muerte, caza, siembra y cosecha) le daban la oportunidad de danzar y hacer ritos.
-¿Qué géneros musicales se usan en estos encuentros?
– Cada guía o focalizador como le llamamos, organiza y dirige el encuentro con un propósito o un tema, en ese sentido si se busca explorar las formas de vivir la alegría de los pueblos de determinada región se propondrá música de esos lugares y colectivos, si lo que se busca es promover una meditación o un aprendizaje sobre ciertos temas se propondrá música en ese eje. Si bien existe un guion planificado, estamos abiertos a leer y entender los emergentes del grupo se debe tener la flexibilidad necesaria para sintonizar lo que en ese momento el colectivo precisa procesar
-¿Qué representan las danzas circulares?
-Las Danzas Circulares pueden ser usadas para facilitar el auto-conocimiento y capacitar a la gente para explorarse a sí mismos a través de la danza y obtener un entendimiento de quienes y como son. Es la representación de una poderosa fuerza, posee la estructura del cosmos.
-¿Cuáles son los beneficios que se logran?
-Existe un beneficio íntimo de quien baila con una introspección, alegría, autoconfianza pero también se genera un beneficio en el grupo, la energía que se comparte, nos iguala y potencia. Naturalmente existe un beneficio para los colectivos que logran hacerse visibles y expresan por tanto su historia, sus preocupaciones, sus triunfos, sus enseñanzas: danzas de los pueblos andinos, danzas de los pueblos romaníes, entre otros ejemplos.