domingo 4 de diciembre, 2022
  • 8 am

El Hereford Inglés de Tellería, con 100 años de historia, se vendió a US$ 3.000 de promedio

Luego de precipitaciones que superaron los 100 milímetros en muchos casos en el departamento de Salto, y un nivel generalizado que superó los 60 milímetros, una hermosa tarde de sol le dio brillo al Hereford Inglés de Tellería, en la propia estancia San Gregorio sobre ruta 31.
Con los negocios a cargo del escritorio Rubén F. Cánepa, las ventas se desarrollaron de forma rápida y con clientes en el local y por teléfono adquiriendo de varios puntos del país.
Se comenzó con un lote de 210 terneros, que pesaron en la estancia 180 kilos, y se comercializaron en la pista a US$ 2,20 el kilo. Bajado el martillo estos terneros se fueron para la zona de Paso del Parque, y lo recaudado por dos ejemplares se destinará al Liceo de Valentín, en apoyo a los jóvenes rurales.
Con los toros en pista, la dinámica fue importante, con compradores consecuentes, conocedores de la rusticidad del Hereford Inglés, y justamente fue el astado que posee una genética de 100 años de historia, comenzó los negocios, colocándose 25 toros con valores de US$ 2.200 de mínimo y US$ 8.500 de máximo, toro que fue adquirido por Omar Urioste, desde Durazno.
El promedio para los astados fue de US$ 3.050.
En el caso de los toros mochos, se ofertaron 14 toros a US$ 2.911 de promedio, con valores que fueron desde US$ 3,500 a US$ 2.250 de mínimo.
Al finalizar el remate, Gregorio Tellería, dijo que «el remate salio redondito, tuvimos un buen aporte de lluvias, un buen trabajo del escritorio y fundamentalmente de los clientes que nos vinieron a apoyar, saben lo que quieren, están conformes y vuelven y eso nos llena de alegría».
El cabañero señaló la presencia de compradores nuevos «de Rocha y Lavalleja, y después los clásicos de Flores, Durazno, Paysandú, Salto, Artigas, Tacuarembó, gente que normalmente vuelve todos los años».
Por su parte el martillero Francisco Cánepa dijo que «fue un rematazo, no por los precios, sino por quiénes estaban, quienes compraron, las ventas fueron dinámicas, en menos de una hora y media se vendieron todos los toros».
Respecto a los terneros, dijo que «se vendieron a un precio normal, valores del momento, a US$ 2,20, lo que es el promedio de los terneros, no eran muy livianos pesaban 180 kilos».