Miércoles 29 de enero, 2020
  • 8 am

Servicio de ómnibus municipales estudia medidas ante diversos atentados a pedradas hacia los coches

Por Andrés Ferreira.
En reiteradas ocasiones fueron varios los ómnibus atacados a pedradas por adolescentes y adultos, por este motivo CAMBIO entrevistó a Julio César Argain – Director del Servicio de Ómnibus de la Intendencia de Salto – recabando información en base a medidas que podrían adoptar por estos sucesos. Argain dijo que es lamentable que tomen a los ómnibus municipales como punto para arrojarle piedras, lo hacen verdaderamente a propósito porque no lleva ninguna representación con banderas o lo hacen porque va alguien en especial dentro del ómnibus, tampoco hay color ni raza, simplemente porque se les ocurre nada más.
MEDIDAS Y PRECAUCIONES
Según Argain han tenido varias reuniones para buscar soluciones con el Ministerio del Interior, en barrios claves como Uruguay la policía hace recorridos constantes para controlar, pero las barras en las esquinas no tienen hora ni lugar y las pedradas pueden llegar en cualquier momento. En conversaciones con Adolfo Cuello, Jefe de Policía (I), se le hizo saber la necesidad de que si tienen conocimiento de quienes fueron los culpables del hecho se lleve el caso al juzgado y tengan una sanción. “Hay mayores que son los responsables de cuidar a los jóvenes y no lo hacen como se debe, hechos puntuales en barrio Quiroga terminaron de suceder cuando los padres fueron presos”, agregó Argain. Charlas en instituciones educativas también se han llevado a cabo como una medida, de llevarle la educación a los jóvenes que es importante, son temas que se deben de tratar. En algunos casos patrulleros van delante de los ómnibus para el control de vandalismo hacia los coches. Bus Seguro se sigue implementando, los efectivos policiales acompañan al chofer dentro del transporte, pero en cuanto a las pedradas no pueden hacer nada, ya que al recibirlas tendrían que bajarse del ómnibus y buscar al culpable que muchas veces se esconde luego de arrojar la piedra. En uno de los últimos días que se apedreó un ómnibus un policía venía dentro pero no pueden hacer nada.