Miércoles 3 de junio, 2020
  • 8 am

Con Blardoni, a favor del contribuyente

Gustavo Varela
Por

Gustavo Varela

50 opiniones

Por el
Esc. Gustavo Varela.
Las calles de Salto, los medios de comunicación, y los recursos tecnológicos, se están inundando de propaganda política, de cara a las elecciones que se desarrollarán el 10 de mayo próximo, para elegir los futuros gobernantes departamentales y locales.
Hay muchos candidatos que se dedican a “vender humo” como dicen nuestros muchachos.- Son aquellos que sólo hablan del “yo”, sin darse cuenta que los destinatarios de las campañas tiene que ser el “nosotros”.
Es fácil de detectarlos.
El tamaño de la foto en la puerta de sus locales, el volumen de los jingles, y el color de sus folletos, son inversamente proporcional a sus ideas o propuestas. Abundantes las primeras, escasas la últimas.
Es por esas razones que desde la Lista 92, apoyamos a Francisco Blardoni, pues consideramos que es el único de los candidatos que se presentan en la próxima elección que tiene realmente ideas claras y concretas, para que la ciudadanía, que es la destinataria final de las acciones de los políticos, sea la realmente beneficiada.
El “Nosotros” por encima del “Yo”.
Y para ejemplo va una de ellas.
PROPUESTA BLARDONI
Con Blardoni, vamos a eliminar las interminables colas y las pérdidas de jornales laborales para llevar a cabo los trámites en la Intendencia de Salto. Vamos a adecuarnos a la realidad nacional. El carnet de salud, será exigido al tramitar la libreta o en cada renovación. Pero será liberado para que se pueda presentar el que haya sido expedido por cualquier institución habilitada por el Ministerio de Salud Pública, sin tener que tramitar también el municipal. Si por ejemplo, se tiene el carnet de salud que se exige por ser estudiante o funcionario público, ése mismo va a servir para tramitar la libreta de conducir. Se presume que los exámenes clínicos son los mismos en todas las instituciones de la Salud.
Vamos a ahorrarle dinero y tiempo a los contribuyentes. No queremos que los salteños estén de rehenes al servicio de la Intendencia recibiendo nada de ésta, solo para mantener el clientelismo político.
Ser candidato es muy fácil, es cuestión de querer.
Ser un buen gobernante es otra cosa, es tener conocimiento de lo que se habla, es saber las consecuencias que pueden tener las diferentes decisiones que se toman, es hacer las obras sin trampas para que queden bien, es saber decir la cantidad de “Si” necesarios, como así también los “No” que es lo más difícil.
Candidatos hay muchos. Imaginate que hay dos que juegan a ¡cuál de ellos es el menos malo!
Gobernantes, son muy poquitos, y Blardoni no dudes que es el mejor.
¡Vamos a cambiar!
Sabemos que es posible, si cambiamos juntos.
El 10 de mayo, lo vamos a lograr.