Jueves 28 de mayo, 2020
  • 8 am

Vayan pensando en un ‘Salteño’ cortito

La situación de emergencia sanitaria en nuestro país y en nuestra ciudad en particular, no da muestras de mejoría a corto plazo. Al contrario, todo hace indicar que tendremos una extensión de esta cuarentena de obligación moral y que seguiremos sin espectáculos públicos por un tiempo más.
Eso hace pensar que la dirigencia del fútbol salteño y así también la de los demás deportes, tenga que pensar en cómo va a desarrollar la actividad oficial en este 2020, si es que finalmente se alcance a poder jugar a algo.
En el caso del fútbol, la pelota a esta altura ya tendría que estar rodando tanto en formativas como en primera, y claramente el calendario se acotará más todavía. Por eso es necesario que los dirigentes vayan pensando un formato nuevo, especial.
Sin contar con la posibilidad de que la Copa de Selecciones de OFI, en la que Salto sigue en carrera en cuartos de final en mayores y en sub 17, se reanude en mayo o junio, el Campeonato Salteño tendría que tener una duración de cuatro meses, o hasta un máximo de cinco, pero con una alta posibilidad de tener que reducirlo más aún.
Es difícil especular con cierto grado de realidad ante tamaña incertidumbre que genera esta pandemia, pero posiblemente tengamos ese panorama y un fútbol de quizás una rueda o con una duración parecida.
Esa es la proyección más viable en estos momentos y en cuestión de semanas seguramente sea la única visión sobre el horizonte. Hay que ir estudiando alternativas y aunque no exista la posibilidad de reunir al Consejo Superior, el contacto entre los dirigentes de los clubes y los neutrales debe reanudarse por los medios posibles, que son unos cuantos y están al alcance de todos.
Habrá muchos aspectos que, al cambiar un reglamento en corto lapso, generarán muchas discrepancias y horas de análisis y discusiones para que la competencia sea organice en igualdad de condiciones para unos y otros.
Estamos a tiempo de ir ganando tiempo.
Freddy Aguirrezábal