jueves 2 de febrero, 2023
  • 8 am

Un nuevo comienzo

Gustavo Varela
Por

Gustavo Varela

119 opiniones

Por Gustavo Varela.
Ha llegado a su fin un nuevo proceso electoral, que como lo dijimos en columnas anteriores se volvió muy extenso, en virtud de la pandemia que asola al mundo entero.
El Frente Amplio, ha alcanzado nuevamente el gobierno departamental, y el Dr. Lima encabezará el nuevo gobierno por los próximos cinco años, a quien, desde ésta columna deseo que pueda cumplir todas y cada una de las promesas que realizó y por las cuales el pueblo salteño votó.
El Partido Nacional ha realizado una muy buena elección creciendo desde los 6.000 votos del años 2015 a los 32.000 de ésta elección, lo que significó un crecimiento muy grande, realizado al influjo de la candidatura de Albisu, pero que, desde mi punto de vista terminó asfixiando (obviamente de forma involuntaria) a las candidaturas de Blardoni y Mari, quienes a pesar del esfuerzo, que me consta hicieron, no pudieron zafar de la gran fuerza centrífuga, que significó.
En fín, se podía poner sobre la mesa un sinfín de argumentos, que explicarían los resultados que se dieron, pero que no resultan de caso traer a colación, pues la elección ya es cosa juzgada y sería en vano, pues como expresa el dicho “no hay que gastar pólvora en chimangos”.
Ahora resta esperar que se instale el próximo gobierno, y ver de qué manera se va a encarar, por una lado, la refinanciación de la deuda Salteña, que no dudo que la propuesta va a ser la de extender el plazo de pago de la misma, a lo que le agrego que ojalá no sea modificado en más, el monto de la misma, y por otro lado el gran tema que estuvo, está y estará instalado en la cabeza de la gente, como lo es la generación de puestos de trabajo genuinos, que haga bajar del primer puesto al Departamento de la tabla de desempleo nacional.
En lo Nacional, tenemos un clima que va a ser crecientemente conflictivo, en virtud del estudio y aprobación del Presupuesto Nacional, pues el Frente Amplio y su filial el Pit Cnt ya adelantaron que van a ser combativos en contra del mismo.
Como se ve, el horizonte no va a ser fácil, ni en el ámbito departamental ni en lo nacional, para lo cual, el sistema político deberá poner mucha paciencia y negociación.
Ojalá que así sea.
Hasta la próxima.