Jueves 3 de diciembre, 2020
  • 8 am

“Lima debe celebrar la llegada del Poder Ejecutivo a Salto, porque es el único salvavidas que tiene”

Por Julio Aguirrezábal
Figura joven en el Partido Nacional y en la política del departamento. El Cr. Martín Burutarán tiene un período como edil y fue electo nuevamente para este próximo período. Conforma un grupo de trabajo técnico que analiza los pro y contras de votar la refinanciación del Fideicomiso Daymán que llevaría a endeudar a Salto por 30 años. Crítico de algunas cuestiones políticas, analizó el después de la elección departamental y considera que su partido está muy bien parado para ser gobierno en el próximo período.


-¿Qué sabor les dejó la derrota en las elecciones?
-En primer lugar no quedó sabor a derrota. Fue una elección histórica para el Partido Nacional en cuanto al caudal de votos y nuestro candidato -Carlos Albisu- votó más de lo que esperábamos. En mayo de 2015 fueron 5.000 votos y en esta elección fueron 32.000. Sabemos y reconocemos que no todos los votos son del partido, pero fue un crecimiento muy importante, producto de un trabajo desde abajo, de todos los días, donde se creó una estructura, un trabajo de cara a cara que dio sus frutos. Apuntalados por un Gobierno Nacional que viene haciendo las cosas muy bien, estamos muy orgullosos de eso y sin duda se vio reflejado en esta elección departamental por la conexión que hay entre este grupo y Luis Lacalle Pou. Fue una etapa de mucho aprendizaje para nosotros que somos relativamente nuevos en la actividad y quedamos con las ganas intactas, estamos listos para las próximas elecciones.
-Para Ud. no fue una derrota, pero en cualquier competencia hay un perdedor y un ganador y la realidad dice que perdieron por 6.000 votos.
-Creo que ya pasó el tiempo de buscar responsabilidades y responsables. La gente ya no quiere que se hable más de eso, el resultado ya lo conocemos, las personas empujan hacia adelante y dejan lo que pasó atrás, no vale la pena entrar en más detalles. Por supuesto que ese día nos hubiese gustado ganar, no sucedió e igualmente terminamos con la frente en alto y el pecho lleno sabiendo que habíamos hecho todo lo que teníamos que hacer, lo hicimos de la mejor manera entregando todo y estamos contentos.
-Ud. recién dijo que fueron “apuntalados por el Gobierno Nacional”, un detalle que no es menor si consideramos que ese hecho, en campaña, Ud. lo negaba.
-Creo que Lacalle tiene una aprobación que nunca otro presidente la había conseguido. Para nosotros es imposible despegarnos de esa imagen y por supuesto que no queremos hacerlo. Obviamente que cada vez que el Gobierno Nacional daba un paso hacia adelante, localmente el reconocimiento de esas medidas recaía en nosotros. También se habla de los ministros que han llegado a Salto en este período, pero hasta hoy siguen viniendo, pasaron las elecciones y hace unos días estuvo Javier García en Salto, en los próximos días se tiene previsto que continúen llegando autoridades. No era un tema de elección, sino que se trata de un ejecutivo que con muchas ganas quiere descentralizar su mandato y recorre el país como hace muchos años no se veía. Años atrás se hacían las carpas con Consejos de Ministros y era un circo, cada uno venía y decía lo que quería, se les daba la palabra a dos o tres para que hablaran los que anteriormente les decían que tenían que decir y se iban. Esto es un Gobierno Nacional que está en el territorio realmente, llama la atención justamente porque hace mucho tiempo no se veía. Los resultados de la elección departamental ya se conocen y el ejecutivo sigue llegando a Salto de la misma forma.
-Lima dijo en una entrevista que la llegada del Gobierno Nacional a Salto le sumó al Partido Nacional y él festejó, porque eso debilitaba al Partido Colorado. Su intención era dividirlos, que se emparejaran con el Partido Colorado y eso fue lo que pasó. ¿Fue así?
-Eso lo podrán analizar los politólogos, yo todavía tengo muy poca experiencia como para evaluar ciertos hechos que han repercutido. Quizás el tiempo termina decantando mejor las cosas, pero no sé responder eso. Lima tendrá que seguir festejando cada vez que el Poder Ejecutivo venga a Salto, porque de eso dependen muchas cosas para que Salto se levante. Lima solo no podrá levantar el departamento, dudo muchísimo que haga una gestión diferente a la que hizo y si sigue en la misma línea, los resultados van a ser los mismos y Salto continuará en decadencia.
-Por el resultado de la elección, ganó por 6 mil votos, no parece que la gestión haya sido tan mala como Ud. dice.
-No tengo una explicación para eso. Pero el único salvavidas que Salto tiene hoy es el Gobierno Nacional y está en el Partido Nacional traer lo más que podamos a desembarcar en Salto, cada mejora que tenga el departamento, Lima, como ciudadano, debería de festejar.
-De hecho Lima está festejando y los considera aliados a ustedes. Dicho sea de paso le gestionaron la reunión con el Presidente, lo acompañaron a diferentes reuniones con OPP y creo van a redundar en beneficio de Salto.
-Ese es el objetivo. Nosotros como ciudadanos queremos lo mejor independientemente de quien gobierne, obviamente nos hubiera gustado gobernar, porque estamos convencidos que lo haríamos mucho mejor. Igualmente queremos que a Lima le vaya bien, tenemos que tratar de apuntalar, porque no podemos hacer lo mismo que nos hacen a nosotros y no nos gusta, criticamos cuando el Frente Amplio tranca por todos lados las gestiones del Gobierno Nacional, no ejecutan, no hacen, la idea no es hacer lo mismo. Se ha visto últimamente en los medios que el PIT-CNT y con Andrade haciendo llamados y movilizaciones poniendo palos en la rueda, eso siempre lo criticamos y no queremos hacer la misma política destructiva, por eso demostramos que nuestra actitud es diferente, las gestiones se hacen y después veremos los resultados.
-Hay un doble beneficio en ese acercamiento con Lima. Se beneficia Lima por tener una copia de la llave para abrir la puerta al Gobierno Nacional para beneficiarse en su gestión y por otro lado se beneficia el Partido Nacional por la visibilidad que toma, crea una buena imagen, se trabaja por Salto sin dudas y también es una apuesta al futuro para ustedes.
-Sí, tiene razón. Es la imagen que se viene sembrando desde hace mucho tiempo, lo hemos hecho en otros ámbitos, participamos en cuestiones con otros partidos para sacar cosas adelante. Esto viene desde mucho tiempo atrás, con el IMAE, cuando se comenzó a movilizar todo nosotros nos encolumnamos detrás de Martín Lema para que peleara en el Parlamento por ese tema, atrás de él había una cantidad de dirigentes salteños de todos los partidos tratando de que eso camine, ahora pasa al revés.


“El FA está utilizando a sus punteros para
ponerle palos en la rueda al Gobierno”


-¿Cree que a nivel nacional se planifica poner palos en la rueda por parte del FA? Hubo una movilización para reclamar más cupos en el MIDES, se interpelará al Ministro Larrañaga a solo 8 meses de asumir, se unen al PIT-CNT para ir contra la LUC, se moviliza la educación y salud pública.
-Nunca en 15 años del gobierno Frente Amplio se escucharon reclamos de esa índole, este Gobierno Nacional duplicó las partidas al MIDES de los planes de asignación, ahora los vuelve a duplicar en otra instancia y sin embargo hay quejas de que no se tiene sensibilidad social, cuando está usando una herramienta creada por un gobierno frenteamplista para llegar a esos estamentos más bajos. El boleto 100% subsidiado para todos los estudiantes del país, eso no lo hizo el Frente Amplio, nunca hubo una movilización por recortes en la educación. Entonces, el Gobierno te hace un subsidio del 100% para todos los estudiantes del país y por otro lado hay movilizaciones porque no quieren recortes para la educación, es decir, va totalmente contrario a lo que se está haciendo, eso es poner palos en la rueda.
Poner palos con cualquier excusa es la consigna, sea verdad o mentira, eso está pasando, sabemos que el Frente Amplio está usando a sus punteros y dirigentes que se encuentran en las estructuras del Estado, mandos medios, gente que quedó presupuestada para obtener información y control donde no se les ha dado participación. En 15 años pudieron formar esa estructura, han dejado gente presupuestada, dirigentes políticos, directores, que cuando cambia un gobierno deberían irse para que entren los nuevos. Han sido presupuestados y no hay posibilidad de cambiar directores. Todo eso son palos en la rueda, desde una transición que ha sido mentirosa, hasta el día de hoy se encuentran palos.
– ¿Cree que el FA ya está trabajando con miras a la próxima elección?
-No tengo ninguna duda; por supuesto que están trabajando con miras a la próxima elección. El propio Lima aún no asumió y ya anunció una agrupación nacional de cara a su candidatura al Senado. Es obvio que están trabajando para 2024.
-¿Ustedes no lo están haciendo?
-Claro que sí…
-… ¿Por qué lo hacen? No entiendo cuál es la diferencia.
-Nosotros lo hacemos desde un lugar de construcción, nos tocó ser oposición y ahí vamos a estar tratando de que las cosas salgan bien, para luego ganarle a un gobierno que le fue bien. No ganarle porque durante 5 años los maté por todos lados y lo destruí, queremos ganarle a un gobierno que le salieron las cosas bien.
-Eso suena a demagogia.
-Puede ser. Suena parecido a una novela, pero si no es así estaríamos tirando más tierra, ensuciando. Estamos en esto porque creemos que es una actividad dónde trabajamos por el bien de todos.


“Nosotros no jugamos en el barro,
porque respetamos a la gente”


-¿Cómo define esa dupla que hoy forma con Teixeira Núñez haciéndole un seguimiento a la intendencia?
-Con Walter aprendí mucho, pero no somos solo nosotros, hay varios más, Pablo Bonet, Pablo Williams, Gabriel Silva. Quizás los que más hemos tenido exposición somos nosotros, pero hay un equipo más amplio.
-Uds. dos son la pata principal del Gobierno, son lacallistas.
-Sí, pero más allá de haber sido una iniciativa nuestra, al tener que llevar esto a la Junta Departamental se tiene que integrar al resto, va a terminar siendo una decisión de partido acompañar o no. No podemos ser omisos a la orgánica.
-¿Cuál es la función concreta de este grupo?
-Estudiar la situación actual de la intendencia, conocer como está la intendencia. La última rendición de cuentas que tenemos es al 31 de diciembre de 2019, ya pasó un año, donde pasaron muchas cosas, en campaña se dijeron muchas cosas. Lima festeja cada vez que paga un sueldo y da la impresión, desde su punto de vista, que estaba todo bien, para mí no hay que festejar cuando se paga un sueldo, es el deber de la intendencia pagar a los funcionarios, tener la intendencia en orden, la ciudad limpia, iluminada y en buen estado. En un momento hasta se habló que había superávit, como si fuera una cosa única, lo que no se le dice a la gente es que es un superávit mentiroso, no tiene en cuenta muchas cosas. Queremos conocer realmente cómo está la situación, cuánto se debe a proveedores, cuánto es la situación del fideicomiso, cuánto implica, el rubro cero, cuánto se puede mejorar la gestión. Con todo eso tener herramientas para conocer si es necesario prolongar la deuda a 30 años o no del Fideicomiso Daymán. Antes de la campaña parecía que no era necesario, ahora sí.
-Gustavo Chiriff en una nota en CAMBIO dijo que en el llamado a sala se habló de superávit desde enero/2020 a julio/2020, pero no se habló hacia atrás. También dijo que si el Partido Nacional no lo aprovechó en la campaña no era culpa del Frente Amplio, como que ustedes no supieron capitalizar esa “mentira” de la que Ud. habla sobre el superávit.
-Era un superávit presupuestal, no tenía en cuenta las partidas extra presupuestales que son bastantes más grandes. En ese llamado a sala le pregunté a Alejandro Noboa que tipo de superávit era, porque yo suponía que era un superávit presupuestal y él me lo reconoció, me dijo que era presupuestal y que no estaban en cuenta un montón de cosas. Un ejemplo es la cuota del pago del fideicomiso; teniendo en cuenta solamente la cuota del pago del fideicomiso ese superávit dejaba de ser superávit.
-¿Uds. no supieron aprovechar el llamado a sala con la rendición de cuentas a vuestro favor?
-Ellos usaron eso muy bien, nosotros en su momento tratamos de aclarar que no era un superávit real, pero ya había pegado primero eso de que había superávit y no se profundizó, tanto es así que en los barrios haciendo la recorrida la gente nos decía que la intendencia venía mejorando porque había superávit. Los salteños entendieron que había 200 millones en la caja, estaban muy equivocados. Ganar mintiendo, se gana igual, pero no tiene el mismo sentido, no todo vale con tal de ganar. Ahora dos meses después están diciendo que precisan refinanciar.
-Tradición del Partido Nacional es “jugar limpio” y no en el barro. Ud. ya lo repitió más de una vez.
-Nosotros no jugamos en el barro, principalmente porque cuidamos a nuestros dirigentes, cuidamos a la gente. Después pasa que no podemos caminar tranquilos en los barrios, porque te apedrean o te acuchillan.


Se postulan para ser ediles, engañan a la gente,
mienten que quieren ir a la junta departamental


-La gente dice que los blancos son ingenuos, por eso pierden elecciones, un ejemplo es que se “comieron” el tema del superávit. ¿Considera que es así?
-No usaría la palabra ingenuos, somos respetuosos de las buenas costumbres. Es un partido de pureza en la intención.
-¿Van a seguir con la intención, van a seguir así para seguir perdiendo elecciones, o algo tienen que cambiar?
-Es una particularidad en Salto, a nivel nacional la cosa no viene siendo así. Si se mira el escenario como va avanzando y evolucionando en las últimas tres elecciones municipales hasta hoy, el mapa viene blanqueando. También pasó en octubre y noviembre, hubo una paridad importante, se reflejó esa superioridad. Acá en Salto somos rehenes de una ciudad muy particular, particularidades que se ven en Rivera también con el Partido Colorado, donde parece que a la gente le cuesta cambiar o movilizarse. A nivel nacional no se ve que vamos a seguir perdiendo, y sí, en 180 años tenemos muy pocos gobiernos, pero vamos revirtiendo. No creo que no se pueda ganar en la buena senda, creo que hoy Lacalle es Gobierno Nacional porque ganó de frente, diciendo la verdad, mirando a la cara y sin tirar ningún codazo hacia el costado.
-Hay una tradición, si el Partido Nacional tiene que votar al Partido Colorado lo vota. Pero si el Partido Colorado tiene que votar al Partido Nacional hay resistencia.
-En 2015 se hizo la campaña que se tenía que hacer, teníamos a Lucía Minutti como candidata, se la acompañó, en ningún momento nadie invitó a votar fuera del lema, se dio total libertad al votante, nunca se presionó al votante para no hacer tal o cual cosa, eso sí pasó en esta elección. Desde la dirigencia del Partido Colorado en estas elecciones 2020, faltó humildad de aceptar que iban mal, que iban terceros y no podían ganar, tendrían que haber apoyado al Partido Nacional o dejar en libertad al votante, tenían que reconocer que no tenían ninguna chance de ganar.
-En la próxima elección cree que habrá coalición.
-No es algo fácil de hacer, algunos se preguntan hoy por qué no nos juntamos, no es nada sencillo. Tiene que ser antes de las internas, hay que tener tiempo de armar una coalición. La gente está pidiendo que se haga lo mismo que se hizo a nivel nacional, que tampoco fue una coalición, pasó lo que pasó porque hay un balotaje, en su momento cada uno votó su lema. Tuvo la habilidad Luis Lacalle de tejer esos acuerdos de antemano, pero a nivel departamental es necesario, llegado el momento, hacer coalición en los papeles. Dependerá de acá a dos años, cuánto madure la dirigencia y reconozca qué es lo que la gente está pidiendo para poder acordar.
-Ya no serán dos ediles y un cargo en CTM
-(Se ríe) Seremos más. Lo más importante que tenemos hoy es el camino, esa senda trazada independientemente de los cargos. La tarea de los ediles viene siendo bastante desmerecida, debería darse la relevancia que merece, se desvalorizó en este tiempo por el hecho de que Lima perdió la mayoría en la Junta Departamental y se olvidó de que tiene que respetar un legislativo, lamentablemente pasa que se desmerece a los ediles. Después está la gente que se postula para ser edil y lo primero que hace es renunciar, ha pasado en todos los períodos, lo primero que hacen es pedir licencia año tras año, para ubicarse en otro lado, no sé para que se postulan para ser ediles, engañan a la gente, mienten que quieren ir a la Junta Departamental.