Martes 26 de octubre, 2021
  • 8 am

Diálogos 03/10/2021

-…la verdad que yo, como salteño, estoy avergonzado de lo que pasó. Que haya sido justo en mi ciudad que le hayan gritado tantos disparates a quien viene demostrando ser el mejor Presidente de los últimos tiempos, no solo me desilusiona, sino que me desanima.

-¿Te desanima?

-SÍ, claro, porque al fin de cuentas no veo que alguna vez tengamos una convivencia razonable, en paz, sin brecha ni rencores. No importa lo bien, o mal, que se hagan las cosas, siempre estará el Frente Amplio dinamitando todo, buscando el caos y tratando de dividirnos.

-Pará, pará, pará… Pará, Manuelito, porque no estás entendiendo nada. Tu adicción, o fanatismo, a la figura del Cuquito te está haciendo perder de vistas algunas cosas que deben ser consideradas. El actual gobierno, gobierna para “los malla oro”, y eso, deja bastante desconformes a los sectores sociales que no ven un respaldo claro y contundente a sus reclamos. A partir de ahí: ¿Qué es lo que pretendés? ¿Que la gente se quede quieta y callada? Por suerte no es así. Lo que pasó el jueves va a seguir pasando, porque es consecuencia directa de las acciones de tu gobierno.

-No, Sandro. La cosa es oponerse. Ya lo dijo el propio PIT- CNT antes de que este Gobierno ganara la elección: “Las movilizaciones y protestas estarán a la orden del día si gana la derecha”. Había, y hay, una clara disposición a poner la mayor cantidad de palos en la rueda. Lo dijeron sin ningún tapujo. Advirtieron lo que iban a hacer.

-¿Y?

-Qué ahora no podés pretender que te creamos que los insultos y desubiques que recibió el presidente el jueves hayan sido producto de la actualidad. Lo que pasó el jueves en la inauguración de las nuevas oficinas del Gobierno estaba programado, no es consecuencia de nada más que de la mala intención de la izquierda.

-Yo estuve ahí y vi como fueron las cosas -dicho sea de paso A Uds. no los vi- y el propio presidente admitió que estaba bien protestar, y dijo que era legítimo el reclamo. Y ustedes, de tan loros que son, se ofenden. Eso es ser más papista que el Papa… Jejejejeje. Pero bueno, que se joda por “vende humo”. Que esto le sirva para que la próxima vez que vayan a armar un circo como el que armaron, lo piensen dos veces. Vinieron a vender humo y salió cascoteado el hombre.

-¿Circo? Estás cada vez peor. ¿Dónde viste el circo?

-Fijate que el “Presidente de la República” llegue a Salto pa´ inaugurar unas oficinas, es poca cosa. Como que uno piensa que debería estar pa´ otra, jejejeje

-¿Ves? No entendés nada. La llegada del Presidente tiene que ver con la importancia que tiene para el Gobierno la descentralización. Desde el gobierno de Jorge Batlle que un Presidente no venía a inaugurar una Expo Salto, y para vos eso no tiene valor. Pero bueno, ya sabemos que la idea es solo poner palos en la rueda.

-Después de lo que pasó el jueves de noche, más palos van a poner.

-Uhhhh… , sí, yo estuve. Me acuerdo y me erizo, mirá…

-¿Qué pasó el jueves de noche?

-Casi nada… El jueves de noche se realizó el primer acto de la coalición multicolor en Salto. Circulo Sportivo fue testigo de un hecho histórico.

¡Dejate de joder! Lo que pasó el jueves en Círculo fue que el “facherío” local recibió una bruta bajada de línea de cómo defender los atropellos que están en la LUC… El Alvarito Delgado dio un curso de qué decir pa´ poder defender el esperpento ese.

-Jajajajajaja… Esos comentarios son producto del nerviosismo que provocó en la izquierda ver que la coalición multicolor es una ola incontenible que crece y crece.

-¡¡¡Pero filito nomá!!! (¿Estos estarán hablando en serio?.. Naaaaa… debe de ser joda)

-Si crecerá que unos de los más importantes dirigentes del Partido Colorado de Salto, Nicolás Albertoni, fue contratado por la Cámara de Industrias para que los asesore en todo lo que se viene en el TLC con China.

-Pará, pará: ¿”Mas importantes”? ¿Y eso de donde sacaste?

-Nicolás Albertoni, además de ser columnista del New York Times, de CNN, y secretario de la delegación Uruguaya de CTM, es el referente de Sanguinetti en Salto, encaminado a ser EL referente del Partido Colorado.

-Pero si en la CTM lo puso Cuquito…

-Sí, pero por su capacidad técnica, no por su filiación política. Albertoni aceptó el cargo luego de consultarlo con Sanguinetti.

-¿Y sapito no era el referente de los colorados en Salto y se mostraba muy amigo de Sanguinetti? Yo pensé que era él el referente…

-Lo fue, lo fue, y creo que lo sigue siendo, por ahora, pero Albertoni dentro de poco va a marcar la cancha.

-¿Así que lo de sapito con Sanguinetti es puro humo?

-No, no es puro humo, porque tienen una buena relación, pero la confianza política la tiene Albertoni.

-Perdonen que los interrumpa, pero ya que están hablando del partido Colorado: ¿Saben algo sobre que las relaciones entre Coutinho y María de los Ángeles Márquez han mejorado notablemente?

-¡¡¡Naaaaa….Eso sería el colmo!!! Con los disparates que dijo esa muchacha de Coutinho no podrían nunca mejorar las relaciones.

-Hay que saber pasar las páginas, Sandro… En la vida política muchas veces prima la hipocresía, ella misma lo ha demostrado más de una vez.

-Bueno, si los colorados y los blancos ahora están abrazados en la multicolor, puede pasar cualquier cosa. Yo no sé de qué me sorprendo… Jejejeje

-Y sí, que te vas a sombrar… Fijate que alguna vez los Demócratas Cristianos se tuvieron que abrazar con los comunistas, alguna vez Astori se abrazó con Sendic y con Mujica… Jejejeje

-…Si, y con el tiempo todos terminaron bailando la música que tocan los Tupamaros, jejejeje

-Esteeee… Les cambio de tema, porque lo que no tiene gollete son las medidas que se anunciaron para evitar que la gente vaya pa´l otro lado cuando se abra el puente…

-Bueno, pero hablá con tu intendente que fue el que anunció que para pasar hay que tener hecho un PCR que cuesta más como 4 mil pesos, y para volver hay que hacerse otro con tres días de anticipación.

-Ah no, pará… Esa no te la llevo. El intendente fue el que las anunció, pero fue TU gobierno el que las implementó. ¡No seas malo! No tergiverses. Lo que es claro, es que el test PCR ya no tiene nada que ver con la situación sanitaria, es un claro obstáculo para que la gente no pueda ir a comprar más barato y hacer rendir sus pesitos. Lo que hace el Gobierno no tiene gollete.

-Como sea, Sandro. Las medidas anunciadas son un afloje para los pequeños comerciantes, y sin dudas que con eso se bajarán los precios.

-Dejá de soñar. Las medidas económicas solo son un afloje a los empresarios, a los pequeños “malla oro” de Salto. Pero no hay ninguna medida que baje los precios. Ni los del Centro Comercial quedaron contentos con esas guarangadas que hicieron.

-¡Infiltrada!

-¿Qué? ¿Quién?

-Que ya está la columna infiltrada aquí al lado.

-¡Paráááá! Aún no dije nada de la Cónsul Argentina en Salto…

-¿Qué pasó con la Cónsul?

-Que no da notas a la prensa, porque “de arriba” le dieron orden de no hablar sobre la apertura de fronteras.

-Me enteré que de CAMBIO la llamaron y no quiso hablar.

-Y sí, ganando casi 6.000 dólares, no creo que tenga ganas de discutir esa orden, jejejejejeje…

-Jajajajajaajajajajajaja…


La columna infiltrada

Nombre clave: PATRIA, una espía del KGB en Uruguay

En 1948 Felisberto Hernández, famoso escritor uruguayo, regresaba a Uruguay, desde Francia, casado con María Luisa de las Heras (su verdadero nombre era África de las Heras y su nombre clave PATRIA) una Coronel nacida en Ceuta, España, integrante del KGB soviético. El escritor había sido “reclutado” porque reunía los requisitos necesarios: era un artista conocido, poseía amistades importantes en diversos círculos que permitirían una rápida inserción de la agente secreta en varios ámbitos de la vida del país. Pero lo más interesante que valoraban los soviéticos era que Hernández era un anticomunista, y eso no levantaría sospechas. Era la fachada ideal para proteger a Patria, la espía del KGB. Claro está que el escritor había sido engañado, era ignorante de toda la trama que ocultaba su “esposa”. Tiempo después, ya insertada en la sociedad montevideana, se divorció de Felisberto Hernández, e inició una nueva etapa casándose con otro agente soviético. Su misión ahora era obtener información calificada de Uruguay, de acuerdos con EEUU y con el Reino Unido a través de un conocido político uruguayo. Este hombre manejaba información de vital importancia para el régimen de la URSS. Pero económicamente no se lo podía captar, se sabía que era incorruptible; además integraba una tradicional familia de gran fortuna. Para las comunicaciones de la Unión Soviética, al político, se le otorgó el nombre en clave de Iván.

Hemos rastreado desde todos los ángulos y no encontramos nada, -puntualizó la espía.

Todos los ángulos, no, -dijo otro espía- Hemos pasado por alto las preferencias sexuales de Iván…

Habían encontrado su talón de Aquiles.

Trajeron desde Bs.As. un atractivo y joven espía argentino para seducirlo, Nikolai, y después de varias semanas logró su objetivo. El espía llevó a Iván a su apartamento, lo recibió con su esbelto cuerpo a la vista, y ya en el dormitorio se entregó al joven Nikolai. A través de una pared fraguada la espía Patria se encargaba de sacar las fotografías que comprometerían a Iván.

Días después se le informó al político uruguayo qué harían con las cientos de fotos si no accedía a entregar la información confidencial que se le pidiera. El horror se dibujó en el rostro del importante personaje. Intentó reaccionar, pero luego pensó en las consecuencias y se contuvo.

Mañana a esta misma hora espero tu respuesta, -dijo Nikolai. No concurras a la policía, porque yo negaré todo. Es más, diré que yo también soy una víctima del chantajista, pues también estoy en las fotos contigo. Pero una vez que me detengan, quienes trabajan conmigo distribuirán todas las fotos por todo el país. Cuando recibamos la información que estamos necesitando, te entregaremos todos los negativos y no sabrás más de mí, –remarcó antes de marcharse.

La desesperación de Iván era total. La vergüenza y el rechazo que provocaría la circulación de esas fotos lo desarmaba. Su familia y sus hijos serían las víctimas, igual que su partido político, de su oculta vida. Ya no razonaba, incluso pensó en el suicidio… Su familia y sus hijos no merecían esa decisión.

En los días siguientes el KGB empezó a recibir información confidencial, tanto de política partidaria como gubernamental, por intermedio de Iván, que se la entregaba a su “amigo” Nikolai.


Datos extraídos del libro Nombre clave: PATRIA, una espía del KGB en Uruguay del periodista y escritor Raúl Vallarino.