domingo 2 de octubre, 2022
  • 8 am

Justicia confirmó condena a delincuente que copó y mantuvo como rehén a dueña de joyería

El caso ocurrió en setiembre de 2020. El hombre tomó de rehén por 9 horas a la propietaria de una joyería de la calle Colonia y Barrios Amorín, en el Centro. La mujer tenía en ese momento 74 años. Atendió al delincuente que le pidió para ver anillos y alianzas. Pasados unos minutos, afirmó que tenía problemas con su hijo y la amenazó con un arma y una bomba. Exigía 10.000 dólares. La propietaria pidió llamar a su hijo para pedir el dinero, ya que en el comercio no había efectivo. El hijo llegó a la joyería, pero sin la suma reclamada por el delincuente y la situación se tornó violenta. La Policía ya estaba en el lugar y lograron que el copador se entregara.
13 AÑOS DE PRISIÓN
En ese momento, la jueza penal Diovanet Olivera lo condenó a cinco años por tentativa de copamiento, pero las fiscales Brenda Puppo y Mariana Rodríguez apelaron el fallo, solicitado una pena de 13 años de prisión por copamiento agravado con arma de fuego. El Tribunal de Apelaciones no dio lugar a la apelación. La fiscal Puppo explicó a Subrayado que la diferencia se centra en una discusión jurídica sobre si el copamiento se consumó o quedó en vía de tentativa. El artículo 344 bis del Código Penal establece una pena mínima para el copamiento consumado de ocho años de cárcel y una máxima de 24 años. La Fiscalía consideró que estaba consumado y teniendo en cuenta el contexto pidió 13 años, pero la jueza entendió que fue una tentativa que no se consumó.
Los delitos tentados se castigan con una tercera parte de la pena del delito consumado, explicó Puppo. Adelantó que no llevará el caso a casación, porque no hubo una aplicación errónea de la norma jurídica.