miércoles 8 de febrero, 2023
  • 8 am

Álvaro Da Rocha, profesor de Educación Física en el área natación “La natación es una herramienta de supervivencia y es importante aprenderla desde edades tempranas”

Por Melisa Ferradini.
La natación es considerada como una de las prácticas deportivas más completas en todo el mundo; no solamente por su complejidad y todo lo que requiere el organismo para su ejecución, sino por los beneficios que ofrece.
Al momento de hablar sobre la natación, llega a tu mente el deporte como tal, así como cada uno de sus estilos. Pero el objetivo en esta ocasión no debe centrarse en la competencia o en los entrenamientos, sino en la importancia básica de saber desplazarse dentro de una superficie acuática en este tiempo de verano y siempre. Álvaro Da Rocha tiene 39 años.
Es Profesor de Educación Física en el área de natación. Hace 14 años que trabaja en el Club Remeros Salto. Dicta clases de natación a adultos, jóvenes, planteles infantiles, juveniles mayores y planteles Máster.
-¿Por qué es importante que niños y adultos sepan nadar?
-Cuando estudiaba en el Instituto me quedo grabado para siempre lo que decía mi profesor, que la natación es una herramienta de supervivencia. Se sabe que la natación es considerada como uno de los deportes más completos. Por su complejidad y por todo lo que requiere el organismo para su ejecución, sino por los beneficios que ofrece. El agua es un medio de disfrute pero también si se deja de lado puede ser peligroso. Para aquellos que no sepan nadar, el saber nadar lleva que las probabilidades por ejemplo en una situación difícil y complicada uno sabiendo nadar podes controlarte de otra manera.
-¿Cuáles son las mejores estrategias de motivación para aprender a nadar para aquellas personas que le temen al agua?
-Te podría decir por mi experiencia, que la estrategia que yo utilizo hace 15 años en una piscina y la usamos los profesores para los niños y los adultos que le tienen miedo al agua es la siguiente: lo primero es la familiarización con el medio. Nosotros cada vez que comenzamos una clase comenzamos desde los vestuarios, pasando por las duchas y después llegamos a la piscina. La fobia que las personas le tienen al agua es bastante común. Por eso siempre se debe a una mala experiencia que tuvieron o el miedo que transmiten los padres del peligro de las piscinas. Esto puede ser que lleve a los niños principalmente tengan miedo. Lo principal que nosotros trabajamos es fortalecer la auto confianza, siempre estando con el niño y el adulto.
-¿Cuáles son las medidas de seguridad más importante a tener en cuenta al nadar?
-Nosotros siempre hablamos de las medidas de seguridad. Buscar siempre un lugar que este habilitado para el baño. No ir a lugares inhabilitados. Siempre en una piscina por ejemplo que haya presencia de un guardavida. Siempre le decimos también al adulto o al niño que después de un almuerzo o una comida abundante no es conveniente ir a nadar. Estar supervisado por un adulto al 100%, eso siempre más en los chicos. El equipamiento de los niños, los que están aprendiendo sería bueno que los padres cuando van a las piscinas grandes con muchas personas que estén con los medios de seguridad; alitas, flotadores, etc.
-¿Cuál es la edad ideal para aprender esta actividad?
-Siempre digo que resulta más sencillo aprender en la infancia que cuando uno es mayor. Nosotros trabajamos con niños ya de 6 meses. Y si un niño ya comienza la adaptación en el medio acuático ya con ese tiempo de 6 a 10 meses te podría decir que con 4 años comienzas a practicar las técnicas básicas. Por ejemplo el flotar. Ya con niños de 6 años ya estamos trabajando el tema de los estilos. Y tienen un buen dominio en los estilos; crol y espalda. Aunque podes encontrar niños que dominen 3 estilos.
-Saber nadar es una debilidad de supervivencia humana. ¿Qué debemos hacer si nos enfrentamos a una situación de emergencia?
-Existen muchas personas tanto jóvenes como adultas que no saben nadar. En una emergencia si se da en una piscina si tenemos las bases en natación, se ayuda inmediatamente sea chico o sea adulto. En cambio si llega a pasar una situación de emergencia por ejemplo en un medio como el río o el mar y sabemos que no poseemos el dominio acuático, no tenemos capacitación suficiente, no tenemos el entrenamiento adecuado y necesario, es pedir ayuda y jamás arriesgar la vida de uno.