viernes 3 de febrero, 2023
  • 8 am

Bajas ventas por cruce fronterizo como factor determinante y evalúan preocupante situación para el 2023

Por Andrés Ferreira
Para conocer cómo ha sido el movimiento comercial desde en los últimos días del año 2022 y primeros días del año corriente, CAMBIO entrevistó al Cr. Guillermo Luzardo -Integrante del Centro Comercial e Industrial de Salto-, quien brindó datos sobre las ventas en distintos rubros y la situación que se atraviesa en nuestro departamento.
NAVIDAD Y REYES SIMILARES
Luzardo expresó que las ventas en Navidad han sido regulares o bajas, según lo que manifestaron en una encuesta realizada a más de 200 socios del Centro Comercial de distintos rubros. Esto se traslada también a Reyes, donde las ventas fueron similares y no se registro un movimiento comercial distinto, no fue mejor, pero tampoco peor.
Varios comerciantes socios de la institución ponen responsabilidad de este fenómeno a que Salto es una ciudad que se encuentra a pocos kilómetros de Concordia, Argentina, donde el tipo de moneda cambiaria hace que el dinero del uruguayo rinda hasta 3 veces más, y eso es una desventaja. Como comerciante, Luzardo expresó que “no todo se trata de que el uruguayo viaje a Concordia a comprar y que nuestro dinero no regrese más quedando en el país vecino, es un factor determinante pero hay otros factores que influyen, y desde el Centro Comercial se trabaja continuamente para contrarrestar la situación”.
EN AÑO NUEVO SE VENDIÓ MENOS
Algo que sucedió en diferentes rubros y que todos experimentaron la misma jornada laboral, es que el 31 de diciembre las ventas fueron mucho más bajas que el 24. Sin importar el rubro, todos se movilizaron de la misma manera, notando una baja venta. “Año Nuevo fue un feriado un fin de semana, seguramente mucha gente viajó y a eso se debe que las ventas estuvieron por debajo de lo que fue navidad” indicó Luzardo.
EXPECTATIVAS 2023
Consultado por las expectativas en comerciantes para el 2023, Luzardo señaló que hay muchos comercios que vienen complicados, los que más sufren el tirón son los pequeños comercios y la situación es preocupante.