jueves 23 de marzo, 2023
  • 8 am

Retrocesos en la Seguridad Social

Gustavo Chiriff
Por

Gustavo Chiriff

107 opiniones

Por Gustavo Chiriff
La reforma de la Seguridad Social en curso, está inmersa dentro de las políticas económicas neoliberales aplicadas por este gobierno de coalición, la que generará mayor impacto en las/os trabajadores del Uruguay. La concepción del gobierno, que la seguridad social es un gasto y que lleva que la reducción de este gasto (20 %, unos 1.200 millones de dólares), recaiga sobre los bolsillos de los trabajadores, sin tocar a las grandes empresas y sus aportes, manteniendo las exoneraciones a los grandes capitales, recayendo todo el costo de la misma en los salarios de los trabajadores.
De las más importantes consecuencias que afectara a más de un millón de trabadoras/es, sin dudas el extender por cinco años la edad jubilatoria y hasta 15 años para la pensión de viudez por vida, genera un impacto no solo económico, sino que también social, lo que también es un retroceso en derechos para una gran mayoría de uruguayas/os. Hoy, casi la mitad de las personas no llega a la causal jubilatoria a los 65 años de edad y solo el 29% lo logra a los 70 años, lo que aumentan las dificultades para poder jubilarse y se agrava más para las mujeres y un importante sector de la población, que están en el rango de la vulnerabilidad. La vieja receta del capitalismo, de sacarle el máximo de provecho al trabajador, en esta reforma se plasma.
Algunos datos extraídos de un informe elaborado por el compañero Ernesto Murro (https://www.frenteamplio.uy /noticias/download/1166/2523/17), tenemos que:
• 790 mil personas que hoy están en actividad, menores de 45 años de edad, se jubilarán en el nuevo régimen, luego de los 65 años.
• 380 mil personas que están en actividad, con 50 años o más y que pueden jubilarse, en caso de fallecimiento, sus familiares verán reducidos derechos de pensión de viudez o sobrevivencia.
• 170 mil personas que están en actividad, que tienen entre 45 y 49 años, aumenta la edad jubilatoria y su jubilación se calculará en parte por el régimen actual y en parte por el nuevo.
• Quienes ingresan a un empleo luego de 6 meses de aprobada la reforma o cambien de caja, se jubilarán íntegramente por las nuevas exigencias.
En esta reforma, el valor de las jubilaciones baja por distintas medidas de la misma:
• Bajan un 5 % por extender a 25 años el período para el cálculo
• Bajan porque eliminan la compensación que hoy existe y paga BPS, de hasta 50 % más, para los no obligados a afiliarse a AFAP y que se adhirieron a este sistema
• Bajan porque la Tasa de Adquisición que se crea, en general es más baja que la tasa de reemplazo existente hoy
• Bajan para las personas que se incapacitan en el trabajo
• Bajan las pensiones de viudas y sobrevivencia, porque bajan las jubilaciones.
Esa rebaja es peor para quienes hoy tienen un salario entre 30 mil y 90 mil pesos. Con 65 años de edad y 30 de trabajo, a partir del año 2043, la rebaja oscila entre 16 y 38%.
Si bien hay otras medidas que afectan a los trabajadores, lo cierto es que esta reforma, impulsada por el gobierno de coalición, retrocede en derechos, sobre todo en la edad de jubilarse y por qué además, 2 de cada 3 personas cobraran menos.