lunes 4 de marzo, 2024
  • 8 am

Detectados ocho casos de encefalomielitis equina en Uruguay

El Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), en colaboración con el Ministerio de Salud Pública (MSP), la Facultad de Ciencias, la Facultad de Veterinaria e INIA, ha revelado un preocupante diagnóstico de Encefalomielitis Equina del Oeste (EEo) en territorio uruguayo.
Casos Confirmados:
Tras un exhaustivo trabajo conjunto, se han identificado ocho casos positivos distribuidos en distintos departamentos:
Artigas (1)
Durazno (1)
Paysandú (2)
Rio Negro (1)
Salto (1)
Soriano (1)
Tacuarembó (1)
Ante esta situación, la Dirección General de Servicios Ganaderos (DGSG) ha emitido la Resolución DGSG 292/2023, implementando medidas urgentes para contener la propagación de la enfermedad.
Medidas Adoptadas:
Restricciones de Movimiento: Se restringen todos los desplazamientos de equinos en predios donde se detecten animales con sintomatología compatible con EEo. Esta medida, con duración de 30 días, estará bajo la supervisión del Servicio Ganadero correspondiente.
Vacunación y Uso de Repelente: Se recomienda la vacunación en los predios afectados y el uso de repelente contra insectos tanto en los animales como en las personas del establecimiento.
Certificación Veterinaria para Movimientos: Los equinos en predios con casos de EEo podrán moverse con un certificado sanitario emitido por un Veterinario de Libre Ejercicio, que garantice la vacunación y la ausencia de síntomas nerviosos.
Autorización para Concentraciones: Se autorizarán concentraciones de equinos en presencia de un Veterinario de Libre Ejercicio responsable, quien deberá certificar la ausencia de síntomas nerviosos y temperatura elevada.
Sanciones por Incumplimiento: El no acatar estas disposiciones conllevará la aplicación de sanciones previstas por la ley.
Recomendaciones a Productores:
Se insta a los productores a informar cualquier sospecha de equinos con sintomatología nerviosa a su veterinario o a los Servicios Ganaderos locales.
Datos Relevantes sobre EEo:
La enfermedad es viral y se transmite de aves a mosquitos.
El ser humano y el equino son huéspedes incidentales cuando son picados por mosquitos portadores del virus.
El riesgo de contagio entre equinos y hacia humanos es insignificante.
Predominante en zonas húmedas con grandes concentraciones de mosquitos y aves.
Evaluación Veterinaria:
Informes de veterinarios oficiales indican un alto porcentaje de recuperación con el tratamiento recomendado. La situación epidemiológica se monitorea de cerca a través de Servicios Oficiales, Veterinarios de libre ejercicio y MSP.