lunes 20 de mayo, 2024
  • 8 am

Servicio de ómnibus de la Intendencia suspendido hasta el lunes en prevención por virus COVID-19

En diálogo con Fabián Panizza – Trabajador del Servicio de Ómnibus de la Intendencia de Salto – CAMBIO recabó información sobre una asamblea realizada y las medidas que se tomaron en la jornada de ayer de acuerdo al ataque del Coronavirus hacia el departamento.
Panizza dijo que lo que se resolvió en la asamblea fue paralizar las actividades del servicio de ómnibus hasta el lunes por motivo de la alarmante aparición de infectados por Coronavirus. El día 16 del mes corriente se llevará a cabo una nueva asamblea para estudiar la situación y así determinar si retomar el servicio o no. Por el momento se suspenden todas las líneas cumpliendo de esta forma el protocolo emitido por el Ministerio de Salud Pública, el cual recomienda no permanecer en espacios públicos donde haya aglomeraciones de personas. “Analizamos la situación día a día, quizás retomemos el martes pero no sabemos porque Salto está muy complicado por el virus” agregó. Según Panizza, el Dr. Juan Pablo Cesio dijo que los choferes podrían trabajar sin problemas con las ventanillas abiertas. “Con el ómnibus en 80 o 90% de personas dentro no tiene sentido transitar con las ventanillas abiertas, es muy delicado lo que dijo Cesio siendo referente de salud de la Intendencia, contradice al protocolo del Ministerio de Salud Pública” dijo.
CONDICIONES HIGIÉNICAS
Los conductores de ómnibus municipales solicitaron reforzar las condiciones higiénicas dentro de los móviles, entre ellas se destacan la limpieza general dentro de los ómnibus, aumentar la cantidad de productos químicos de limpieza, contar con tapabocas y alcohol en gel a disposición de los choferes, que más allá de contar con estas condiciones, los conductores no pueden evitar el contacto cara a cara con las personas, además las personas mayores que son las más vulnerables al Coronavirus hacen mucho uso de este servicio, así como también turistas.
SE SIENTEN DISCRIMINADOS
Por otro lado Panizza dijo que los conductores se sienten discriminados con las medidas que toma la Intendencia ante ellos, ya que hay funcionarios municipales que no trabajan, cierran las oficinas públicas y ellos siguen trabajando todo el día en la calle. “Hace poco se pudo implementar no trabajar los días que hay alerta roja por tormentas, sino seguiríamos siendo los más expuestos en la calle” aseguró. En este fin de semana los ciudadanos no contarán con el servicio de ómnibus y tal parece que si se registran más personas con positivo de Coronavirus no se retomaran las actividades, el accionar de los trabajadores se evaluará en el correr de los días, depende la situación las medidas que se puedan tomar.