viernes 9 de diciembre, 2022
  • 8 am

El 60,3% de los reproductores se comercializaron por debajo del promedio de US$ 3.430 en 54 remates

Al cierre de este mes de octubre, con 54 remates realizados en 13 departamentos, cerramos el balance de la presente zafra de toros, para este trabajo.
Este trabajo cuenta con el aporte de varios colegas: Álvaro Aguiar (Radio Durazno), Pablo Blanc (El Telégrafo), Claudino y Martín Ferreira Pinto (Radio Libertadores) y Luis Andiarena (Radio Tabaré). Al mismo tiempo se acompañaron también remates transmitidos por Clic Rural y Campo Tv, tanto en vivo como grabaciones de los mismos.
En total se han procesado 2.263 toros vendidos a un promedio de US$ 3.430. El precio máximo fue de US$ 19.200 por un toro plantelero Aberdeen Angus de Cabaña Salto. En este caso debemos aclarar que el reproductor se comercializó el 50% en US$ 9.600, lo cual eleva su valor final a la cifra antes mencionada. En el caso del valor pago el 100% en pista, fue US$ 17.400 por un reproductor de Las Anitas en Durazno.
El piso fue de US$ 1.680 por dos toritos Aberdeen Angus, de año y medio comercializados en el local Ansina , en Tacuarembó.
En total se recaudó en estos remates 7.762.690 dólares, únicamente por la venta de los toros en dichos remates, sin contabilizar los ingresos por los vientres tanto de pedigree como generales.
En el balance toro a toro se observa que 1.364 reproductores (60,3%), se vendieron por debajo del promedio. Al tiempo que únicamente el 6,7% se ubica sobre los US$ 5.000.
Por raza
En total se comercializaron 1.306 toros Aberdeen Angus, que representan el 57,7% del total vendido en estas subastas. El promedio de la raza es de US$ 3.418, en 39 remates donde estuvo presente, sumando un total de 4.463.430 dólares de recaudación por el total de toros vendidos.
Artigas, Salto y Tacuarembó fueron los departamentos con mayor cantidad de toros vendidos de la raza. En Artigas el promedio fue de US$ 3.407, en Salto de US$ 3.652 y en Tacuarembó de US$ 3.537.
El máximo ya fue mencionado, US$ 19.200 por el plantelero de Cabaña Salto. El segundo mayor valor, fue un toro de cabaña María Isabel en Artigas (US$ 9.600) y el tercer valor un toro de La Santina (9.000) en San José.
El mínimo también ya fue mencionado, se dio por dos toros de año y medio, de la cabaña San Pedro, en el local Ansina en Tacuarembó.
En el toro a toro se puede observar que el 58,5% de los reproductores comercializados se posicionan por debajo del promedio de la raza. En tanto que el 6,2% se posiciona sobre los US$ 5.000.
En total se comercializaron 634 toros Hereford, en la suma de sus variedades mocha y astada, que representan el 28% del total vendido en estas subastas. El promedio de la raza es de US$ 3.601, en 39 remates donde estuvo presente, sumando un total de 2.282.800 dólares de recaudación por el total de toros vendidos.
Durazno, Tacuarembó y Paysandú fueron los departamentos con mayor cantidad de toros vendidos de la raza. En Durazno el promedio fue de US$ 4.327, en Tacuarembó de US$ 3.714 y en Paysandú de US$ 3.586.
El máximo ya fue mencionado, US$ 17.400 por un toro de la Cabaña Las Anitas en Durazno. El segundo y tercer mayor valor, también se dieron en el mismo remate, con referencias de US$ 16.200 y US$ 12.000. El mínimo, de 2.000 dólares se registró por dos toros de La Madrugada, comercializados en el Especial Hereford en Valentín. Salto.
En el toro a toro se puede observar que el 66.4% de los reproductores comercializados se posicionan por debajo del promedio de la raza, que es el más alto de este informe. En tanto que el 10,9% se posiciona sobre los US$ 5.000.
En estos 54 remates también se comercializaron toros de las razas Brangus (7,1%), Braford (4,3%), Charolais (0,3%), Limousin (0,1%), Limangus (1,5%) y Shorthorn (1,0%).
En el caso de la raza Brangus, el máximo fue de US$ 6.600 por un toro plantelero de Cabaña Macedo, en Artigas. En tanto que el mínimo fue de US$ 2.280 por un toro de cabaña Rincón de los Negros en Tacuarembó. El promedio fue de US$ 3.118. En el toro a toro, se observa que el 65% de los reproductores se han comercializado por debajo del promedio.
Para la raza Braford, el promedio fue de US$ 3.510, con el 52,6% comercializado por debajo de esa referencia. El máximo se alcanzó en Artigas, por un ejemplar de cabaña La Victoria. En tanto que el mínimo también se da en ese remate, por dos ejemplares en US$ 2.400.
El Limangus y Limousin se comercializaron únicamente en el remate de cabaña Don Patricio en Artigas. El promedio para el Limangus fue de US$ 2.446 y para el Limousin US$ 2.340. Lo mismo ocurre en el Charolais, la venta fue exclusivamente de cabaña La Lucha, en Salto a un promedio de US$ 2.510.
Por su parte, la Sociedad de Criadores de Shorthorn realizó su remate, con la presencia de varias cabañas en el local Santa Bernardina en Durazno, con un promedio de US$ 3.125.