sábado 4 de febrero, 2023
  • 8 am

Preocupan cuadros respiratorios en niños causados por estreptococo que provocan neumonías graves

Tal como lo adelantó CAMBIO Pediatras analizan el inusual aumento de contagios de infecciones a raíz de la bacteria streptococcus pyogenes del grupo A. En Montevideo, falleció un niño de 10 años por la presencia de esta bacteria. En Salto ya son tres los niños que están internados en CTI con una bacteria que si bien es conocida se comporta de manera agresiva y genera neumonía grave. Por el momento los niños evolucionan favorablemente pero se advierte a los equipos de salud por esta situación adversa en plena ola de calor.
AUMENTO DE CASOS
En esta época es habitual ver un aumento de casos, sin embargo llama la atención en los últimos tiempos que ha habido es un aumento de la circulación de esta bacteria con diferentes cuadros que ha generado alta demanda del test packs y hemocultivos. La bacteria coloniza el tracto respiratorio superior y la piel, por lo que puede manifestarse como faringitis (también llamado amigdalitis) e infecciones de piel y partes blandas. En ocasione produce escarlatina y puede producir neumonía y una cosa que se llama shock tóxico, que es una enfermedad más grave y puede producir también infecciones profundas de tejidos blandos y de músculos que se llama fascitis necrosante. Esos cuadros son más graves, que habitualmente se acompañan de una elevada mortalidad y que necesitan una atención precoz. Esta bacteria puede también generar consecuencias a largo plazo, como complicación al riñón y nefritis.
¿CÓMO SE
CONTAGIA?
La bacteria se contagia a través de las manos y secreciones respiratorias. En ese sentido, se aconseja el lavado de manos e higiene de las secreciones. Los síntomas a los que estar atentos son fiebre, dolor de garganta, erupciones en la piel (tipo escarlatina, que aparece en cuello y se extiende en todo el cuerpo). La bacteria se identifica clínicamente a través de test. Los síntomas más complejos se ven en niños que tienen poca reactividad, que vomitan o no se alimentan bien.
TRATAMIENTO
El tratamiento es con antibióticos. Es una bacteria sumamente sensible a los antibióticos habituales. Es muy sensible a la penicilina y al tratamiento con amoxicilina. Es un tratamiento suficiente, siempre y cuando se empiece precozmente.