jueves 30 de mayo, 2024
  • 8 am

Copamiento en Belén: testigo llamó 6 veces a la Policía y no obtuvo nunca una respuesta

Mientras para nuestros cronistas la Policía mantiene un férreo hermetismo, a tal extremo que el propio Jefe de Policía, Carlos Ayuto, se niega a dar declaraciones que tengan que ver con el copamiento ocurrido en pueblo Belén el pasado domingo, el canal capitalino Telemundo, accede a imágenes que solo la Policía de Salto y la Fiscalía que atiende el caso, deberían tener en su poder. Las mismas pertenecen al sistema de cámaras de seguridad colocado en el comercio donde dieron el golpe. Las cámaras de seguridad fueron colocadas, junto con las rejas que rodean la entrada de la casa, luego de haber sido “visitados” por desconocidos que pretendieron abrir la caja fuerte -como lo consignamos ayer-, de esto hace ya más de un año.
ACCIONAR POLICIAL
Pero luego de lo sucedió el domingo -y de acuerdo a nuestras fuentes- el disgusto con el accionar policial de la localidad es general y lo sucedido el pasado domingo no hace más que acentuar esta lamentable sensación. Es que como lo informó CAMBIO en su momento, el 16 de abril de 2022 -hoy hace exactamente 2 años – un golpe parecido fue dado en otro comercio de la localidad. En aquella oportunidad los ladrones violentaron una caja fuerte y se alzaron con un botín de U$1.000.000 (un millón de pesos uruguayos y US$ 25.000 (veinticinco mil dólares americanos) y la investigación jamás avanzó. Tampoco nada se supo hasta ahora de quienes intentaron violentar del comercio copado el domingo, hace un año.
DROGAS
Según supo CAMBIO el estado de ánimo que se vive en la localidad es de desesperanza ante la posibilidad que la policía resuelva el hecho ocurrido este domingo. “Nadie cree que vayan a descubrir algo”, nos dijo un Belenense, refiriéndose a lo que se espera de la policía. El vecino explicó que su desesperanza se basa en los antecedentes. A los hechos violentos debemos sumar la gran preocupación existente debido al creciente -e incomprensible- aumento de la venta de drogas, lo que pareciera estar liberado a la discreción de los narcotraficantes. A tal extremo llega la preocupación por este asunto, que el poder político de la localidad, representado en la alcaldía y los concejales, ya comienza sentirse incómodo con lo que sucede, y no se descarta que en breve se presente una moción para buscar un diálogo con el Jefe de Policía, a los efectos de transmitir su preocupación por lo que está sucediendo en el pueblo, y recibir alguna explicación de por qué pasa lo que pasa.
LLAMADOS SIN RESPUESTAS
A tal extremo llega la falta de compromiso de la policía con la población, que este domingo, cuando el copamiento a la carnicería estaba en proceso, un vecino de la localidad que fue testigo de los acontecimientos, debió llamar a la policía 6 (seis) veces para poder informar lo que le estaba pasando a su vecino. Ante la ausencia de respuestas de la policía llamó a los hijos del comerciante.