miércoles 8 de febrero, 2023
  • 8 am

Usuarios de la UBA 1 vandalizaron autos de los médicos y funcionarios

Por Karina De Mattos.
En los pasados días se trató un hecho social en principio desde las redes sociales y luego desde los medios de comunicación, el asunto, una larga fila de usuarios de la salud en la puerta de la Unidad Básica Asistencial Nº1. El reclamo social, la espera en medio de una emergencia sanitaria, la aglomeración, que los usuarios hicieran la fila desde las primeras horas de la madrugada para obtener los primeros números. La mediatización del tema desde un punto exclusivamente crítico y sin buscar perspectivas reales del hecho desembocó en el enojo de la población. Esto generó una estigmatización de los funcionarios de la salud, agravios y hasta algunos ataques a la propiedad privada de los mismos. No se manejaron criterios sanos, en un total desconocimiento del compromiso asumido por el personal de salud.
MÁS ASISTENCIAS QUE EL AÑO PASADO
El Dr. Oscar Mendoza escribió a CAMBIO explicando detalles del trabajo que realiza el personal: “El Equipo de UBA 1, va atendiendo más usuarios de todas las edades, este año, que el año pasado a esta altura del año.
O sea que vamos a terminar el año 2020, pandemia mediante, con más asistencias entre telefónicas y presenciales que el año pasado, sin Pandemia, y con menos compañeros. No están contados los ptes Respiratorios, que son vistos por el Equipo Covid, sino sería un récord histórico.
Somos una UBA de Referencia para toda el Área Rural y se agendan usuarios de otras Áreas de Salud. Por eso, la demanda supera por momentos, el gran esfuerzo de todo el Equipo, que trabaja, en algunos casos más horas de las que corresponden al cargo, para no disminuir la calidad asistencial”.
AGRESIONES
Según pudo saber este medio el personal de salud sufrió daños en los vehículos estacionados fuera del centro de salud: A una Pediatra, le rompieron los dos limpiaparabrisas, y la antena. A una Auxiliar de Enfermería le cortaron la manguera del tanque de nafta de la moto, al auto de la empresa de seguridad, le pusieron arena en el capó y en el techo y la refregaron sobre la chapa para rayarlo, a otro vehículo le quebraron la antena.