lunes 20 de mayo, 2024
  • 8 am

Financiera ilegal dirigida por colombianos operan en Salto con préstamos a pequeños comerciantes

Por Andrés Torterola.
Mediante una investigación intentamos saber cuántos son los comercios informales y formales que existen en Salto, es incalculable la cantidad de personas que se dedican a los más variados emprendimientos. Para saber de dónde provenía el capital que le permitiera a estas personas iniciar una pequeña actividad comercial, CAMBIO consultó a pequeños mercaderes y las voces fueron unánimes, “los colombianos”. No fue difícil ubicar a estos “financistas”, porque su forma de actuar es similar a la utilizada en los bancos oficiales ya que usan una tarjeta de presentación, lo difícil es que atiendan el teléfono, sin dudas mantienen un protocolo de seguridad que solamente se rompió cuando le enviamos a través del celular una foto de la tarjeta de presentación.
MODO DE OPERAR
El nombre de la “financiera” es “Rápido y Fácil”, en la propia tarjeta están las cantidades que pueden ser solicitadas por los clientes, el total de cuotas y las cifras que deben abonar por día en un plazo máximo de 30 días, las cifras van desde $3 mil a $10. mil pesos uruguayos. Al consultar la forma de llevar a cabo el “contrato” de préstamo nos explicaron que es rápido, sencillo y flexible, los días lunes a sábados pasa un cobrador a buscar el valor de la cuota, trabajan 24 días, el máximo del capital inicial es de $ 5 mil, el “deudor” paga $ 150 pesos por día, luego de pagar la totalidad del préstamo estudian el comportamiento del cliente y si presentó una buena conducta, el próximo préstamo puede ser mayor al del capital inicial. El interés que cobran por los préstamos es del 20%. Esta actividad se viene realizando en Salto desde hace 2 años, la conformidad de las personas que usan estos créditos es total, confían en los “colombianos”, aseguran que, si no fuera por esta iniciativa, muchos de los comerciantes no podrían haber iniciado un negocio.
COMERCIOS BARRIALES
Desde la “financiera” nos aseguraron que tienen clientes desde que llegaron a Salto. La mayoría de los ciudadanos salteños que se dedican al comercio en los barrios prefieren trabajar con ellos y no con los bancos, para solicitar un préstamos no son necesarios muchos requisitos y además de ser “Rápido y Fácil” le llevan el dinero y cobran las cuotas en el domicilio de los “clientes”, si es necesario una renovación antes de pagar la última cuota se le renueva, son flexibles en ese sentido, los “colombianos” les brindan muchas facilidades además el interés no es tan alto como en las financieras legales, afirmó un “cliente”.
NO AUTORIZADAS PARA FUNCIONAR
En el año 2019 El Banco Central del Uruguay advirtió sobre operativas de financieras ilegales que ofrecían préstamos personales desde $ 50 mil hasta 1 millón o desde U$S 2 mil a U$S 30 mil.
El regulador señaló que las firmas ofrecen créditos en efectivos, pero no están registradas ni autorizadas para funcionar.