jueves 6 de octubre, 2022
  • 8 am

Conmemoración del 8 de marzo focalizará su consigna en autonomía económica de la mujer

El 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer y desde el Instituto Nacional de las Mujeres se trabaja en la consigna 2022. Adriana Miraballes -referente departamental de Inmujeres- destacó la importancia de la fecha. Desde el Instituto Nacional de las Mujeres se ha tomado como prioritario el tema de la autonomía económica de las mujeres como una batalla cultural que consideran se debe dar desde todos los frentes y desde varias dimensiones. El reconocimiento del tiempo de las mujeres, la valorización del trabajo de forma justa, la necesidad de poner en valor el aporte económico que hacen las mujeres a las economías de los países y el tiempo que destinan las mujeres están totalmente en desequilibrio.
INEQUIDAD EN TAREAS DEL HOGAR
Para Miraballes, las mujeres dedican más tiempo a los trabajos domésticos, al trabajo no remunerado y los varones dedican mucho más tiempo a los trabajos remunerados. “Las tareas domésticas -a pesar de que son imprescindibles e ineludibles para que la sociedad funcione- no son valoradas socialmente, ni económicamente frente al trabajo remunerado. No sé contabiliza dentro de las horas de trabajo el tiempo que dedicamos a un montón de tareas y que si tienen un valor. Sin embargo cuando este tipo de tareas domésticas se terceriza, ahí es cuando su valor económico aparece y se puede ver claramente que el tiempo que insume a las mujeres las tareas domésticas les permite ver el valor que eso tiene”.
ACCESO A MEJORES LUGARES DE TRABAJO
Miraballes agregó que también se visibiliza la imposibilidad que genera a las mujeres de disponer de esas horas o demás horas para el trabajo remunerado o a disfrutar del ocio o las posibilidades de perfeccionarnos en lo que desempeñan o en el estudio para acceder a mejores puestos. “Entonces se ve claramente está asimetría que existe en la distribución del trabajo doméstico como una de las mayores fuentes de desigualdad entre varones y mujeres y que va mucho más allá de lo que puede considerarse como brecha salarial de ahí qué para el Instituto de las Mujeres este ha sido ha sido y es una línea fundamental de trabajo”.