jueves 9 de febrero, 2023
  • 8 am

Salud e Higiene confirmó que la calidad del agua para recreación “es excelente” en playas y piscinas barriales

Durante el verano se realizan varias muestras del agua del río Uruguay en la zona de playas, en piscinas barriales y se mantienen los controles en los centros termales, para garantizar a la población el uso recreativo de las aguas sin tempor a infecciones o epidemias. En ese sentido el laboratorio de Bromatología del departamento de Salud e Higiene es la dependencia encargada de realizar el control de la calidad del agua en playas y piscinas barriales, para verificar que estén aptas para la recreación. Se realizan muestreos semanales y controles en cinco playas, que son Las Cavas, Salto Chico, río Daymán y las dos de Parque del Lago, así como en todas las piscinas barriales habilitadas.
MUESTREOS
El doctor Juan Pablo Cesio, coordinador general de la Intendencia, explicó que «el muestreo comienza a realizarse en noviembre, porque hay que hacer un promedio de cinco semanas para determinar la calidad del agua. Por eso se empieza un tiempo antes del 8 de diciembre, que es la fecha en que se habilita la temporada». Hasta el momento, Cesio confirmó que las aguas han dado una excelente calidad para uso recreativo. Además, a través de los guardavidas se realiza un control visual de la presencia de floraciones algales, o cianobacterias, y si es necesario se da un aviso y se inhabilita el uso de la playa. A su vez, dijo el jerarca departamental, «formamos parte de una red nacional coordinada por el Ministerio de Ambiente en la que se sube la información del país y hay una web donde se muestran las playas habilitadas en ese momento».
CALIDAD DEL AGUA EN LAS TERMAS
Además del control en las piscinas barriales, también se realiza en las piscinas del centro termal de Daymán, y en caso de que aparezca algún elemento que pueda ser nocivo, inmediatamente se busca la solución al problema.

MONITOREOS
El intendente de Salto, Andrés Lima, destacó la importancia de estos monitoreos para la actividad turística y para la salud de la población y señaló que mantener el nivel sanitario de los centros termales y la calidad de agua, y hacer un uso responsable de este recurso natural, es prioritario para la gestión departamental. «Hoy podemos decir que todas las aguas tienen una excelente calidad para la recreación y que el monitoreo es constante», concluyó.