martes 16 de abril, 2024
  • 8 am

Se colocó el 100% de los merinos de «Genética Predecible»

La firma Zambrano & Cía realizó en la jornada de ayer, el segundo remate anual «Genética Predecible» de las cabañas «El Pampero» y «Talitas», con 100% de venta en el local de la Asociación Agropecuaria de Salto. El martillo estuvo a cargo de Carlos Arocena, y se observó agilidad y rapidez en los vientres y mayor selectividad en los carneros.
Al cierre del remate, Álvaro Arrietta, representante de Zambrano & Cía en Salto, dijo que el remate fue «trabajoso», pero con una muy buena presencia de compradores de distintos puntos del país. «En los valores no hubo muchos destaques, pero si tuvimos 100% de venta y con carneros que se fueron a Artigas, Tacuarembó, Río Negro y aquí en Salto» señaló.
Por su parte el martillero indicó que «el remate fue muy ágil en las hembras, que lo teníamos casi todo pre-ofertado, y en los carneros arrancamos muy bien y en el séptimo u octavo lote se tranco un poquito, porque había gente con carneros elegidos más adelante y algunos esperaban que bajará un poquito más el precio, pero fue un remate muy, muy bueno».
En los valores, se vendieron 280 vientres de «Talitas» con valores de US$ 126 de máximo a US$ 84 de mínimo y con un promedio de US$ 94. Por su parte de cabaña «El Pampero» se comercializaron 146 vientres con valores de US$ 96 a US$ 90, con un promedio de US$ 93. En total se comercializaron 426 vientres a US$ 94.
En el caso de los machos, se vendieron de la cabaña Talitas, un total 36 carneros y borregos con valores de US$ 840 para dos planteleros a US$ 360 para borregos de campo, con un promedio de US$ 501. Por su parte, «El Pampero» vendió 42 reproductores con valores de US$ 600 de máximo, US$ 360 de mínimo y US$ 438 de promedio. En total se comercializaron 78 reproductores a US$ 467 de promedio.
El Lic. Rafael Burutaran, en representación de Luis Mosca de «El Pampero», dijo «estamos empezando en esto, es el segundo remate, sabemos que tenemos que ir ganando nuestro espacio, y este año es más para los compradores, pero el colocar el 100% de la venta nos deja muy conformes». Además, destacó la presencia de compradores de Brasil, que adquirieron varios reproductores.
En el caso de Talitas, el Ing. Agr. Federico De Brum, señaló que «en un año desafiante para el ovino se logró un buen remate, porque la premisa de las cabañas es todos los años presentar una mercadería genéticamente mejor». De Brum agradeció a clientes que volvieron a repetir en sus compras, como también a clientes nuevos que se sumaron este año.