martes 16 de abril, 2024
  • 8 am

Obras para los más necesitados, no para los amigos

Gustavo Varela
Por

Gustavo Varela

166 opiniones

Por Gustavo Varela
Después de un tiempo, donde nos mantuvimos alejados del contacto semanal, nuevamente es tiempo de retornar a las columnas desde donde opinamos de temas políticos mayoritariamente.
Y dio la casualidad, que el retorno se da, dentro de lo que estimaba que era el comienzo de la campaña electoral, y curiosamente se entremezcló lo que fueron inauguraciones de obras del gobierno nacional, que generaron mucho ruido.
Al comienzo de ésta semana, en uno de los barrios más carenciados de Montevideo, Casavalle, se inauguró un “Centro de referencia de políticas sociales”, espacio donde se reunieron 16 servicios del Estado con el fin de atender a mas de cien mil personas que viven cercanos al mismo.
En el centro, que está instalado en un inmueble cedido por el Ejército, habrá varias oficinas públicas que prestarán diversos servicios a la población: Estarán presente el Mides, el Instituto Nacional de la Juventud, el Ministerio del Interior, ASSE, el Ministerio de Salud Pública, la Biblioteca Nacional, la UTU, el BPS, UTE, OSE, cajeros automáticos del Banco República y una oficina de INEFOP (Instituto Nacional de Empleo y Formación Profesional).
Ni más ni menos, que lo que se llama acercar el Estado a la gente.
También, durante la semana, en Maldonado, donde vivieron 530 familias en condiciones infrahumanas durante décadas (sí, leyó bien, décadas), se realojaron las primeras 375 familias y para fin de éste año, se termina de realojar el resto.
Un Intendente que hace muy bien las cosas.
No gasta los recursos en campañas electorales, y aplica los mismos para actuar con sensibilidad social.
Con orden, consiguió poder financiar una obra de U$S.55.000.000, para que aquellos que lo necesitan, vivan dignamente.
Nuevamente un gobernante, acercando el Estado a la gente.
Ambas inauguraciones desataron enormes tormentas políticas en la oposición del FA-Pit, donde el argumento principal era el color de los globos utilizados en la fiesta de inauguración en un caso, y la deuda generada en el otro.
Creyeron que el gobierno de coalición, encabezado por el Partido Nacional, no iba a tener sensibilidad social dirigida hacia los más necesitados, pues ellos mismos se mienten y se creen el relato armado.
Se demostró que se puede y que se tiene, un gobierno de cercanía, que aplica recursos, aun bajando los impuestos, como se está haciendo.
Años de prédica en cuanto a que si se está bien administrado el gobierno, los más infelices deben ser, y serán los más privilegiados.
Años predicando que se pueden bajar los impuestos, y aun así se puede seguir haciendo obras.
Años señalando, que aquellos que derrochan los recursos nunca van a poder hacer obras, y si no se hacen obras, los más perjudicados son los más humildes.
Van a venir más anuncios por el gobierno de coalición, lo que hará crispar el ánimo de aquellos que se oponen a todo.
No hay que olvidar que es por el bien de la gente.