lunes 22 de julio, 2024
  • 8 am

Intendencia suspendió ingreso de ómnibus en Andresito y Los Teros

Por Alexander Ruppel
Vecinos de barrio Los Teros (frente a barrio Andresito) expresaron su malestar, teniendo en cuenta que unos días antes de Semana de Turismo se produjo un altercado entre dos “bandas” que rompieron vidrios de uno de los ómnibus de línea que pasaba por la zona. Ante esa situación el servicio dejó de concurrir por ambos barrios, teniendo en cuenta los hechos de violencia que ya habían ocurrido con anterioridad.
REUNIONES
Consultado al respecto, el Secretario General de la Intendencia de Salto, Gustavo Chiriff, expresó a CAMBIO que se trata de una decisión tomada por hechos reiterados que ponen en riesgo la integridad física de los pasajeros y funcionarios del sector ómnibus. Agregando además que mantuvieron una serie de reuniones al respecto con la Policía y Guardia Republicana, buscando brindar las garantías necesarias para el cruce de los ómnibus por la zona. “Particularmente fue ahí en la zona de Andresito y barrio Los Teros en donde ocurrieron no una, varias roturas de vidrios de ómnibus. Incluso una de ellas no llegó a mayores pero prácticamente lesionaron a un pasajero, entonces se tomó la determinación. Previamente tuvimos reuniones con Jefatura de Policía, se tomó la decisión mientras no se tranquilice la zona no podemos entrar con ómnibus ahí. Más que nada por la integridad de los pasajeros y del chofer. Si rompen un vidrio se repone el vidrio, pero el problema está en la integridad física de los pasajeros y del chofer. Entonces se tomó esa determinación hasta que la Policía o el Ministerio del Interior porque también fuimos a hablar con la Guardia Republicana. Hasta que nos planteen que es posible pasar no vamos a ingresar, lamentablemente es un problema muy recurrente en la zona”.
BUS SEGURO
Consultado acerca de si existe la posibilidad de retomar el plan “bus seguro”, implementado hace algunos años, que incluía la presencia de un efectivo policial en los ómnibus de la Intendencia en determinadas zonas, expresó. “Eso es lo que le pedimos al Ministerio del Interior, que nos asegure la integridad de los pasajeros y el chofer en esos barrios. Hubo un momento dado hace un par de años atrás donde subían policías de particular a los ómnibus para tener un poco más de control y avisar. De todas maneras todos los choferes cuentan con un sistema de radio que está comunicado con Jefatura de Policía. Ante cualquier eventualidad están llamando, pero evidentemente no basta con eso. Realmente es un problema cultural, apedrear el ómnibus que da un servicio a la comunidad, ellos mismos se perjudican y a los vecinos donde viven”.
BUS ELÉCTRICO
Por otra parte, Chiriff se refirió a versiones que circularon sobre fallas en el funcionamiento del ómnibus eléctrico, teniendo en cuenta que (dentro de esas versiones en redes sociales), se adjudicó justamente dicha rotura a pozos. Al respecto el jerarca aclaró que simplemente se trató de una falla resuelta en menos de 48 horas. “La noticia que circuló por algunos periodistas era falsa. Tuvo una falla el ómnibus en el engranaje de un ruleman, esa pieza había tenido un problema. El ómnibus eléctrico tiene un sistema de control de temperaturas, en ese caso estaba levantando demasiada temperatura, se fue a verificar y se encontró que tenía una falla. Se reclamó a la empresa, inmediatamente vino y lo resolvió. Si el ómnibus estuvo dos días parado fue mucho, se colocó la pieza y ya está andando con normalidad”.