Jueves 28 de mayo, 2020
  • 8 am

El Fondo se creó y la elección se postergó

Germán Coutinho
Por

Germán Coutinho

120 opiniones

Por Germán Coutinho
Senador de
la República
Esta semana en el Parlamento aprobamos por unanimidad dos importantes proyectos de ley, el que permitirá postergar las elecciones departamentales y la creación del Fondo Solidario COVID-19.
Con algunos sacrificios de concepto, pero en el marco de la unidad de todos los actores políticos que han puesto la mejor voluntad partidaria, es que votamos para facultar a la Corte Electoral, por única vez, a prorrogar las elecciones departamentales del próximo 10 de mayo. Esa decisión deberá contar con la mayoría especial que prevé la Constitución para las decisiones de este órgano y serán el domingo 4 de octubre, fecha que se comunicará dentro de los quince días posteriores a la promulgación de la ley.
Esto nos permitirá darle una solución a un problema externo, que no estaba previsto, priorizando la salud y la vida, cuidando a nuestros ciudadanos.
Además, desde estas líneas queremos alentar a todos los candidatos a Intendente de los diecinueve Departamentos, a los candidatos a Alcalde de los ciento doce Municipios del país, a quienes serán candidatos a Ediles y a Concejales, a que no bajen la guardia, a seguir trabajando para que tengamos una gran elección y a partir de diciembre comiencen a funcionar las nuevas autoridades Departamentales y Municipales.
También aprobamos por unanimidad la creación del Fondo Solidario COVID-19 o Fondo Coronavirus cómo se dio a conocer y que surge como respuesta a los diversos costos que enfrentará el Estado para atender la emergencia sanitaria nacional.
Este fondo se integrará con parte de las utilidades del ejercicio 2019 del BROU y con el total de las utilidades de la Corporación Nacional para el Desarrollo. Integra este fondo un impuesto transitorio que grava las remuneraciones y prestaciones derivadas de servicios personales prestados al Estado, Gobiernos Departamentales, Entes Autónomos y Servicios Descentralizados, personas de derecho público no estatal y entidades de propiedad estatal y cargos políticos según una escala que comprende desde un 5% a un 20%.
Queda exceptuado del aporte a este fondo el personal de la salud, trabajadores médicos y no médicos que trabajan en el proceso asistencial.
Desde nuestro lugar, seguiremos apoyando con trabajo , diálogo y vocación de servicio todas las iniciativas que sean necesarias con la firme convicción que entre todos y en unidad vamos a superar esta emergencia.