Martes 4 de agosto, 2020
  • 8 am

Salto ejemplo a nivel país en educación aplicada a descensos de siniestralidad

Diario

La Mesa Interinstitucional de Tránsito de Salto realizó una proclama en defensa de la Ley 19.360, que decreta tolerancia cero de alcohol en sangre para conductores a raíz de declaraciones del Director del Instituto Nacional de Vitivinicultura, Ministro de Ganadería que pretendían modificar la ley y establecer como límite una el equivalente a una copa de vino. En amparo de medidas y normativas que mejoran la convivencia en el tránsito y descienden índices de siniestralidad y fallecimientos es que representantes de las instituciones que integran la Mesa Interinstitucional de Tránsito se manifestaron.
CAMBIO dialogó y profundizó con el Dr. Juan José Leal desde la perspectiva médica, Alba Curbelo desde la experiencia como madre de una víctima de siniestro de tránsito, y Andrea Cardozo, coordinadora en Seguridad Vial del Departamento de Tránsito de la Intendencia de Salto sobre exitosas políticas públicas aplicadas para mejorar las cifras de siniestralidad.

EMPIRIA Y SENSIBILIZACIÓN

Alba Curbelo: “Para uno como víctima es como pegarle muy bajo”

Alba Curbelo, madre de Gonzalo víctima fatal de siniestro de tránsito y vicepresidenta de la Red Nacional de Víctimas y Familiares de Siniestros de Tránsito explicó su sentir respecto al intento de modificar la reglamentación actual:
“Para uno como víctima es como pegarle muy bajo, un palo muy fuerte, por lo que me pasó con Gonzalo, que había alcohol en el momento del siniestro. No imaginan la desesperación del momento, me sentí como que se avala matar a una persona y nos lavamos las manos como sociedad. Es muy doloroso, nada te va a devolver la vida de un ser querido, pero tampoco que quede impune. Y que las personas no manejen alcoholizadas es importante. Cuando vuelvo a sentir las propuestas me pongo en la piel de cada una de las víctimas y también pienso en el futuro, nadie está libre en el tránsito, todos somos parte, ni estamos inmunizados. Se trata de tomar conciencia y respetar las normas que están hechas por técnicos y científicos que avalan que es posible salvar vidas. Uno siente una responsabilidad y vamos a defender esta ley porque sabemos que salva vidas, más nosotros las víctimas que sabemos que el alcohol por lo general está presente en los siniestros de tránsito fatales”.

AVAL MÉDICO Y CIENTÍFICO

Juan José Leal: “el costo al país por siniestro de tránsito es casi similar a lo que está entrando por turismo”

El Dr. Juan José Leal inserto en la temática desde hace años, integrante de la Unidad local de seguridad vial, expuso motivos científicos sobre los que se fundamenta la ley que impone cero alcohol en sangre al conducir.
“Pequeñas dosis de alcohol en cada una de las personas puede hacer efectos diferentes y tiene acción en cuanto a disminuir los reflejos, a la posibilidad de crear una personalidad con un manejo temerario, hace aumentar la velocidad, se pierden los reflejos en cuanto a notar luces, señales de tránsito, que pueden pasar desapercibidas.
Los siniestros de tránsito tienen una incidencia mayor entre los 15 y los 40 años, donde la tasa de mortalidad es mayor. Pensemos en las pérdidas en todos los sentidos, en los años de vida perdidos de los individuos, que tiene un valor económico para la sociedad, el impacto en la familia es muy grande, el país sufre un daño importante. Estos siniestros inciden en el PBI, si falleció eso se va en los años de vida perdidos, y si queda con una lesión permanente significa un cuidado permanente de su familia, un gasto sanitario importante, los días de atención en unidad de cuidados intensivos y las condiciones en las que el individuo queda y que requieren cuidados especiales. Si analizamos el costo al país por siniestro de tránsito es casi similar a lo que está entrando por turismo”.

POLÍTICAS PÚBLICAS EFECTIVAS

Andrea Cardozo: “Sería ilógico volver a tratar sobre un tema que ya está laudado en la conciencia colectiva”

“Logramos en el 2015 llegar a tolerancia 0 y en la sociedad el compromiso de no conducir bajo efectos del alcohol y lo que marcan ya las estadísticas. Las nuevas generaciones tienen una responsabilidad en cuanto a ser conductor responsable, sería ilógico volver a tratar sobre un tema que ya está laudado en la conciencia colectiva. Hay muchísimas cosas para hacer seguridad vial, profundizar medidas e innovar en otras. Como mesa interinstitucional entendíamos que debemos tener un compromiso con la ley de tolerancia cero, dejamos muy en claro que no estamos en contra de nadie y tampoco en contra del consumo de bebidas alcohólicas, lo único que queremos es que cuando se consuman no se conduzca”.

Vivir en dos ruedas

Desde la Unidad Nacional de Seguridad Vial existe un interés de replicar a nivel nacional un programa educativo denominado «Vivir en dos Ruedas».
“En el Departamento de Tránsito tenemos un programa específicamente para el vehículo de mayor peligrosidad que es la moto y para la franja etaria de mayor vulnerabilidad de riesgos graves y fatales como son los jóvenes.
El programa «Vivir en Dos Ruedas» lo creó el equipo técnico del departamento de tránsito, el nombre lo escogen estudiantes del liceo Nº3. Tiene nueve módulos y se trabaja con técnicos y población que integra la mesa. Se presenta la historia de la motocicleta, después trabajamos el tema de la velocidad con docentes de ciencias físicas, en coordinación con el centro educativo, estudian velocidad, fuerza de trayectoria, gravedad, cómo impacta dependiendo de la velocidad a la que viajan. Trabajamos en manejo defensivo con técnicos del departamento de tránsito y técnico prevencionista del Banco de Seguros del Estado. La normativa con abogados de la división jurídica de la intendencia, aprenden porque se crearon y que están basadas en evidencia científica. Luego aprenden qué es lo que deben hacer a la hora de dar el examen teórico y el práctico, hablan con cada uno de los técnicos del departamento de tránsito, y aprenden cuando no somos obedientes a las normas que es lo que pasa cuando acaece el siniestro, que es lo que podemos hacer cuando vemos un herido en la vía pública. Allí actúa el Ministerio del Interior, la respuesta del 911, como se utiliza, la Policía Comunitaria explica. Así también lo hacen los médicos y licenciadas de enfermería que integran la mesa, sobre las secuelas permanentes que dejan los accidentes. Después hablamos de las secuelas emocionales en la voz de las mamás que perdieron un hijo en accidentes de tránsito y la psicóloga. Como broche de oro los chiquilines que tienen edad para conducir un ciclomotor, y no tienen licencia de conducir dan los examenes teorico y practico sin costo, entonces no solamente salen con una concientización del manejo seguro y defensivo sino también con su permiso único nacional de conducir”.
Esto llamó la atención de la UNASEV y puede ser replicado a nivel nacional próximamente, puesto que está demostrado que Salto ha disminuido sus niveles de siniestralidad.