miércoles 5 de octubre, 2022
  • 8 am

Miquelarena fue electo en la «B» y podría presidir la «C»

En la noche de ayer a pedido del presidente de la Liga Salteña de Fútbol, sesionó la principal divisional de ascenso de fútbol salteño, donde lo principal fue elección de nuevas autoridades, como lo pretendían los clubes.
Fue electa por unanimidad la fórmula de Deolindo Miquelarena como presidente y Javier Suárez como vicepresidente, por lo que Miquelarena podría estar al frente de dos divisionales este año, ya que en la Divisional C por el momento es el único candidato.
La delegación de Libertad propuso para presidir la divisional en este 2022 a esta fórmula, la cual fue votada por las once instituciones presentes en el momento (Sportivo Rodó llegó cuando finalizaba la sesión).
PRIMEROS PASOS
La divisional se reunirá el próximo martes ya con las nuevas autoridades, a la que se le sumará Jesús Nasario como secretario, quien ya lo hizo en el 2021 en la divisional C.
Ahora se irán definiendo las distintas subcomisiones. Se deberán inspeccionar los campos de juego, en tanto que los tribunales deberán confirmarse, como en el 2021, los mismos que para el Consejo Superior.
Luego será tiempo de definir la forma de disputa del campeonato 2022. Según se maneja extraoficialmente, sería una rueda todos jugando contra todos y una segunda rueda en series, impares por un lado y pares por el otro lado, completando 16 fechas desde el 3 de abril. De allí quien logre más puntos se quedará con el título de campeón y el primer ascenso a la ‘A’. El segundo ascenso saldrá de una liguilla que jugarán del segundo al quinto ubicados del Acumulado.
ARRESEIGOR Y EL PISO SINTÉTICO
Abrió la sesión el presidente de la Liga Salteña de Fútbol, Luis Alberto Arreseigor, pidiendo celeridad en las decisiones para elegir representantes en las comisiones así como para el Consejo Superior.
La delegación de River Plate preguntó si se iba a poder contar con el Estadio Dickinson para este año. El presidente respondió que se está trabajando en conseguir el piso sintético desde el exterior y que luego la colocación demora aproximadamente un mes. «La idea es poder contar con el Estadio lo antes posible», dijo Arreseigor.