Jueves 9 de julio, 2020
  • 8 am

Gastón Silva todavía tiene el interés de su club

Luego de declararse como jugador libre, al igual que lo hizo su compatriota Martín Campaña, el salteño Gastón Silva quedó a la espera de lo que suceda con su club, Independiente de Avellaneda.
Ayer el equipo argentino realizó un paso buscando un acercamiento con ambos jugadores, pese a que había amenazado en su momento con llevar a los futbolistas por vías judiciales.
El club iba a abonar ayer parte de las deudas que se habían generado con salarios impagos. De acuerdo con lo que informó el diario deportivo Olé, los uruguayos tendrán en sus cuentas bancarias los pagos.
Olé consideró que se trata del “último intento para resolver un problema”, porque indicó que serán “depositados” en las cuentas bancarias de Campaña y Silva “los sueldos hasta marzo”.
Se especificó también que “son los únicos dos futbolistas de los 12 que intimaron al club a los que les van a pagar ahora y no el 8, ya que el resto aceptó cobrar recién cuando al club le ingrese el dinero de la venta del jugador Nicolás Figal a Inter de Miami”.
En ese caso, Olé describió que el monto de 1.600.000 dólares “entrará en pesos” y que el cobro se postergó “una semana ya que aún se está discutiendo qué tipo de cambio tomar como parámetro”.
Gastón Silva tomó la determinación de enviar una carta en la que se consideró jugador libre por las recurrentes dilaciones en cuanto al pago de su salario y dijo que no estaba dispuesto a dar marcha atrás. Incluso dejó de conectarse para participar de los entrenamientos que el técnico Lucas Pusineri dispone a través de la aplicación Zoom y ya se despidió por teléfono de cada uno de sus compañeros.