Domingo 5 de diciembre, 2021
  • 8 am

La decisión es ahora

Walter Texeira Nuñez
Por

Walter Texeira Nuñez

19 opiniones

Cr.Walter G. Texeira Nuñez
Continuando sobre la reflexión del papel de los políticos en la democracia y lo que debemos esperar de los mismos vayamos a lo que nos está pasando en Salto y las opciones de los ciudadanos.
Para Salto estas no son unas elecciones más, con la importancia que todas tienen, mediante las que se cambia el Gobierno Departamental y se continúa, la situación de la Intendencia y del departamento nos exige pensar muy bien nuestro voto porque con el estaremos marcando claramente el futuro que queremos, como se dice habitualmente no podemos dejar pasar el tren porque la oportunidad es única.
Venimos de un proceso de algo más de 10 años de deterioro dela Intendencia como instrumento para mejorar nuestras vidas, transformándose en un problema en sí misma, endeudada y desorganizada, y con ella el derrumbe del departamento en su infraestructura (calles, caminos, pluviales, espacios públicos, etc) y en los servicios que presta dentro de los cuales se destaca la recolección y tratamiento de la basura, que pese a algún esfuerzo insuficiente, nos ha vuelto una ciudad sucia a la que nos estamos acostumbrando y a lo que muchos ciudadanos contribuyen con su conducta. Y con un crecimiento de los asentamientos en los cuales se refugian familias que no encuentran otra opción y viven en condiciones lamentables siendo víctimas también de manejos políticos que los utilizan.
Es necesario tener un Gobierno Departamental que sea serio, confiable, con sus finanzas equilibradas. que cumpla sus funciones básicas, que comprenda cuanto necesita trabajo nuestra gente y tenga capacidad para generar un Salto atractivo para los inversores y sea facilitador de su llegada. Aún así esto no es suficiente, hay que cuidar y apoyar nuestra producción y a las empresas ya instaladas generando un ámbito de diálogo para comprender sus necesidades y el papel de la Intendencia en solucionarlas, y salir a buscar con ayuda del Gobierno Nacional las posibilidades de inversión aprovechando nuestra situación geográfica y mejorando la formación de nuestra gente.
La elección del el 27 de setiembre marcara nuestro destino como tal vez nunca haya pasado. Estamos ante una situación en la que o convalidamos una forma de hacer política del principal candidato del FA el Dr. Andrés Lima, fuertemente cuestionado dentro de su partido y por la candidata que le disputa la interna partidaria que quiere despegarse de sus actitudes, cuya gestión es además responsable en buena parte del derrumbe en que nos encontramos y cuyo rumbo continuará de ser reelecto, o apoyamos un cambio que sea capaz de poner la casa en orden, de comenzar la reconstrucción y nos traiga la esperanza de un Salto distinto que ya casi hemos olvidado.
En los últimos tiempos se han conocido varias encuestas efectuadas por empresas con trayectoria a nivel nacional, que la desesperación de algunos ha intentado descalificar y confundir en el apuro difundiendo datos erróneos, que indican una clara tendencia que no podemos desconocer y también las preferencias por los distintos candidatos que muestran al Partido Nacional disputando la Intendencia. Y eso además lo percibimos en la gente.
Debemos ser prácticos y trabajar, con el aporte de todos quienes buscamos el mismo objetivo, para definir la elección por el cambio de rumbo que detenga la caída de Salto de lo contrario continuará el derrumbe en que venimos en la gestión municipal , en el departamento y en lo político en manos de quienes actualmente lo gobiernan.
El PARTIDO NACIONAL con sus tres candidatos Albisu, Blardoni y Mari se pone a disposición de los salteños como instrumento para reconstruir Salto buscando la unidad de quienes están en ese camino, con trabajo, compromiso y el apoyo del Gobierno Nacional.
Esa es la decisión a la que nos enfrentamos y es ahora.