Viernes 16 de abril, 2021
  • 8 am

Con el inicio de clases se intensificarán frecuencias y desinfección de ómnibus

A partir del próximo martes se pretende por parte de la Intendencia intensificar algunas líneas del transporte urbano de pasajeros tomando en cuenta que junto al comienzo de las clases, habrá un mayor movimiento y demanda sobre todo en los horarios de ingreso y egreso de estudiantes. Por otro lado se estará intensificando la limpieza e higiene de las unidades al finalizar cada frecuencia en la parte interna de los vehículos garantizando un buen ambiente sanitario para los usuarios. Por el momento el servicio continúa siendo restringido y funciona de lunes a viernes es hasta las 21 horas, los días sábados hasta las 14 y los domingos no hay transporte. El Comité de Emergencia estará evaluando a fin de mes las medidas que se aplicaron y en base a la situación actual tomará nuevas medidas a futuro. De todas maneras ya se adelanta que el uso de tapabocas en las unidades continuará siendo obligatorio, al igual que las ventanillas de las unidades abiertas de manera que puedan circular ventiladas.
RESPONSABILIDAD SOCIAL
El hecho que haya una mayor circulación de personas en las calles aumenta el riesgo de transmisión del virus por tanto las autoridades estarán buscando los mecanismos necesarios para que haya un acatamiento de las medidas sanitarias como el uso constante de barbijos, desinfección con alcohol en gel en todas las dependencias educativas y el distanciamiento social en procura de evitar posibles brotes. Salto actualmente está más de 150 casos activos y en riesgo naranja, lo que implica no descuidar las medidas y apelar a la responsabilidad social de la población.
En la misma línea se estará haciendo controles en los vehículos dedicados al transporte de escolares, no solo desde el punto de vista de las exigencias de tránsito, además en lo que respecta al protocolo sanitario que se debe cumplir para garantizar la sanidad de las unidades. Se apela además a la responsabilidad de los padres en no enviar a los niños a clases si están atravesando un período gripal.