jueves 18 de abril, 2024
  • 8 am

Cronología de un crimen que dejó cabos sueltos, detenidos y muchos capítulos aún por determinar

Por Alexander Ruppel
El homicidio de José Luis Bidart ocurrido el 13 de diciembre del año 2018 causó conmoción en la ciudadanía salteña y muchos aún buscan explicaciones, incrédulos de la situación vivida, no solo por lo inesperada, también por lo espeluznante. Desde ese momento surgieron muchísimas versiones e hipótesis de los hechos ocurridos. Hubo manifestaciones públicas de familiares y amigos, detenidos, que posteriormente fueron liberados y diferentes instancias en uno de los crímenes con mayor repercusión de los últimos años en Salto. Los últimos días brindaron un giro drástico en la información al develarse quien fue el autor material del crimen, así como también uno de los cómplices que habría oficiado como chofer, en ambos casos ex Policías que contaban con antecedentes penales y habían sido procesados y alojados en cárceles de otros puntos del país. A su vez la Policía tendría identificado a un tercer ex Policía que conformaba, junto a los otros dos, una asociación para delinquir y habrían participado de delitos de diferente índole. En el “caso Bidart” resta saber quien fue el autor intelectual, es decir quien contrató a estas personas para que lo ultimaran y los motivos que llevaron a este cruel desenlace.
LOS HECHOS
Como ya dijimos, el homicidio de José Luis Bidart ocurrió el 13 de diciembre del año 2018. Bidart tenía 63 años, recibió un disparo en la cabeza y otro en el pecho cuando llegaba a su casa, ubicada en ruta 3, kilómetro 482. Cuando el empresario estaba llegando a la portera de ingreso a su vivienda recibió los disparos, pero logró seguir con el vehículo hasta que perdió la conciencia y chocó contra un árbol ya dentro de su casa. “Chito” Bidart, como era conocido popularmente, tenía consigo un maletín con dinero el cual no pudo ser sustraído por su atacante. El autor material del hecho en primera instancia huyó a pie hacia un camino donde lo esperaba un vehículo que posteriormente lo trasladó.
EL RECLAMO FAMILIAR
A 5 meses de ocurrido el crimen, el 13 de mayo de 2019, la Policía manejaba mucho hermetismo en la investigación, y familiares y amigos del empresario asesinado se manifestaron en las puertas del comercio familiar, Supermercado Nuevo Uruguay, ubicado en avenida Barbieri al 1100. En aquel momento la proclama fue leída por Julio Franchi, en su calidad de vecino del comercio y amigo de la familia:
“Hoy hace exactamente 5 meses del 13 de diciembre. Ya casi medio año que José Luis Bidart o “Chito” como lo conocía todo Salto, salió de esta carnicería por última vez. En pleno mediodía un hombre lo estaba esperando fuera de la casa. No le dio tiempo a nada, le tiraron a quemarropa frente al portón de su casa. Desde entonces no se supo más nada. Pensamos que el motivo del homicidio no fue una rapiña, ni robo, sino que fue algo meditado y por la espalda. Los acá presente perdimos un padre, un hermano, un esposo, un jefe, un amigo, un tipo que “laburó” toda su vida y se rompió el lomo para lograr todo lo que construyó, y que era conocido por todos. Desde el primer día después de su asesinato, estamos todos tratando de sostener la empresa y los vínculos que nos dejó, pero la verdad es que seguimos sin poder creer lo que pasó y ahora que caemos en la gravedad de lo sucedido, exigimos justicia
No puede ser que esto quede así, sin ningún tipo de respuesta.
Estamos acá, hoy, para recordar a “Chito” como lo venimos recordando todos los días, pero sobre todo para denunciar el crimen y la evidente falta de investigación al respecto.
Demandamos a las autoridades competentes a nivel nacional que realmente se investigue para esclarecer este asesinato. Los familiares y los empleados de la empresa exigimos justicia y exigimos saber lo que pasó, porque estamos con miedo, porque no podemos dormir pensando que él, o los asesinos están ahí afuera y nadie hace nada”, señalaron en ese entonces.
PRIMEROS DETENIDOS
Luego de más de 8 meses de investigación, el 22 de agosto de 2019 fueron detenidos por la Policía y formalizados por la Justicia dos hombres de la capital del país que contaban con cantidad de antecedentes penales y que serían los autores materiales del crimen. En aquel momento la Justicia dispuso la formalización de dos hombres de iníciales S.L.V. y J.C.R.R., por el delito de homicidio muy especialmente agravado, ambos en calidad de autores, disponiéndose como medida cautelar la prisión preventiva por un plazo de 180 días. Estos hombres fueron liberados el 4 de julio de 2020 por falta de pruebas que los involucraran en el hecho. Se trata de dos personas con profusos antecedentes penales que son del sur del país y que vinieron a Salto motivados por la planificación de un robo especial, del que finalmente desistieron por la complejidad del mismo. Los presuntos ejecutores habrían sido “invitados” a perpetrar un robo que luego no se dio. Al no darse esta situación se los habría contratado para rapiñar a Bidart, pero según habrían sostenido en sus testimonios, se habrían negado a matarlo.
NUEVOS DETENIDOS
La investigación no tuvo mayores novedades hasta el pasado lunes cuando la Policía detuvo a un ex sub comisario de iniciales A.A.L.C. de 43 años de edad, quien el 6 de diciembre de 2014 había sido procesado por contrabando y cohecho y fue alojado en Comcar. Fue en el marco de la «Operación Caballo de Troya» y, el oficial referido, siendo encargado de la comisaría 11a. de Sarandí de Arapey integraba una banda con contrabandistas de Tacuarembó. El martes 2 de marzo una vez finalizadas las actuaciones en Sede Judicial por la presunta comisión de un delito de Homicidio muy especialmente agravado en calidad de autor de iniciales A.A.L.C. la medida de prisión preventiva por 120 días la que vence el 29 de junio de 2021. El pasado jueves 4 de marzo otro Policía fue detenido y trasladado a Sede Judicial, se trata de un hombre de 31 años que ya se encontraba en prisión en la cárcel de Paysandú y en base a la investigación llevada conjuntamente entre Policía y Fiscalía declaró en Sede Judicial y posteriormente fue formalizado, responde a las iniciales C.S.G.G, a una pena de 180 días de prisión preventiva por un delito de presunta comisión de homicidio muy especialmente agravado en calidad de autor.
Este ex policía fue quien ofició de chofer del auto utilizado para sacar de la zona al autor material de los disparos que terminaron con la vida del empresario. Si bien existe un fuerte hermetismo por parte de la Policía, CAMBIO pudo saber que se encuentran detrás de un tercer ex Policía implicado, trabajando en coordinación con un grupo especial de Investigaciones de la capital del país; la búsqueda apunta, además de este tercer implicado, al autor intelectual del brutal crimen que conmocionó a todos los salteños y que hasta el momento dejó varios capítulos sin cerrar, varios cabos sueltos en una historia que por momentos roza lo cinematográfico, pero que fue real y que ocurrió en Salto.