miércoles 8 de febrero, 2023
  • 8 am

USU sin la misma efervescencia de 2018 leyó su proclama en la capital

«Cuando quieras progresar, Morís en la capital» decía la letra del cantautor uruguayo, Pablo Estramín, y que fue recordada por varios integrantes de Un Solo Uruguay durante los últimos días a través de los grupos de Whatsapp del movimiento. Haciendo una clara alusión a lo que fue la efervecencia del movimiento en enero de 2023 en el local Santa Bernardina, en aquel momento bajo la presidencia del Dr. Tabaré Vazquéz, y la realidad del lunes, donde el grupo de autoconvocados se reunió en una pequeña sala del Hotel NH Columbia en la capital del país.
Más allá del reclamo de un posicionamiento más firme por parte de algunos y el empuje hacia la conformación de un partido político por otros, el movimiento se mostró fiel a sus inicios y remarcó en su proclama: «nuestra respuesta es unánime, no, el movimiento no será un partido político, USU no lo será» y al mismo tiempo instó a los políticos a que «respeten la Constitución, instauremos salarios de decoro y actúen honradamente, terminemos con la farsa de ser distintos entre ustedes porque no lo son».
El foco principal de la sexta proclama de Un Solo Uruguay, fue el manejo de la economía, el gasto público y el endeudamiento de la sociedad, donde estimaron que al terminó de esta gestión «cada familia en nuestro país estará endeudada con los bancos internacionales en más de medio millón de pesos, sumado a las deudas que nos generaron los gobiernos anteriores» e indicaron que «los gobiernos nos endeudan para seguir pagando su despilfarro».
El movimiento señaló que «el Estado recauda unos quince mil millones de dólares, pero gasta dieciséis mil quinientos millones, un 10% más y además debe pagar mil quinientos millones más de intereses de deuda», pero para explicarlo de una manera más llana ejemplarizaron con la realidad de un jubilado «alguien que recibe la jubilación de quince mil pesos y gasta dieciocho mil. ¿Puede hacerlo? Únicamente pidiendo prestado» dijo Norberto Pereyra, productor de la zona de Barra de Pedrera, en San Jacinto.
Expresaron en la proclama que en los últimos cinco años se plantearon «cambios en las estructuras del funcionamiento del país» y que se realizaron «análisis de la situación, marcando las inoperancias que hasta aquí nos trajeron, tales como crecimiento desmedido del estado, endeudamiento, extranjerización, mal uso del valor de la moneda, beneficios fiscales dirigidos, costos insoportables y otros, sin siquiera una estrategia de país, gobernando solamente para apagar incendios que el mismo sistema ha creado, mientras fanfarronean con discusiones estériles que bajan hasta los fieles y distraen de lo importante, un país endeudado hasta la médula y agravándose».
USU señaló que «la sociedad está enferma porque el sistema político lo está, el ejemplo que derrama es malo, y contagia». Según el movimiento el sistema político «no se está ganando el sueldo, solo está votándoselo», y al mismo tiempo recordó que «no son celebridades, son ciudadanos que deberían entender que están a nuestro servicio, a la orden de mejorar nuestra calidad de vida, de imponernos menos y brindarnos más».
Al inicio de la lectura de la proclama, el productor recordó que esta es la primera lectura «sin una de nuestras luces, sin el acompañamiento y guía de Marcelo Nougué», fallecido en 2022, e integrante del movimiento desde su nacimiento. Otro de los ausentes en ese protagonismo que ha tenido el movimiento, como uno de los voceros referentes ha sido Guillermo Franchi. La proclama social finalizó como es tradicional diciendo «Viva la Patria, Viva Uruguay!!!»