Jueves 26 de noviembre, 2020
  • 8 am

Hacia el desafío de mayo

María Noel Rodríguez
Por

María Noel Rodríguez

10 opiniones

 

Por María Noel Rodríguez

PCU

Seguir avanzando en el desarrollo de nuestro departamento es para nosotros una tarea fundamental. No han sido pocos los desafíos que el actual gobierno departamental tuvo que enfrentar; desde tener que asistir a ciudadanos afectados por las crecientes del Río Uruguay, afrontar la crisis económica qué heredó de la administración anterior incluso teniendo que iniciar trámites antes de asumir para poder pagar los sueldos de los municipales, perder las mayorías en el poder legislativo departamental, pagar deudas contraídas en el período de Germán Coutinho. Sin embargo, si bien estos han sido obstáculos nunca fueron frenos para avanzar. Y no fueron frenos porque la máquina no se dirige sola, y la decisión de avanzar o detenerse es de quien dirige. En todo hubo cambios y avances. Cientos de familias han recibido ayuda para tener su vivienda, aquellas que vivían en la cota de inundación; aquellas que se organizaron en cooperativas de viviendas y la Intendencia apoyo en la obtención del terreno, aquellas que viviendo hace años en el mismo lugar, recién ahora recibieron los títulos de su casa. Es que, luego de un trabajo de la Intendencia, día a día vecinos vienen firmando sus títulos de propiedad en un logro que en la mayoría de los casos esperó décadas.

Los avances en iluminación led son notables, cambian los barrios, cambian las calles y se transforman en espacios más seguros. Conjuntamente con la iluminación se recuperan espacios públicos con juegos saludables y para niños. Hay inversiones vinculadas a la construcción de nuevos edificios que generan trabajo, hay accesos viales construyéndose tanto por empresas públicas como por el área de obras de la Intendencia. El nuevo sistema de recolección está desarrollándose con éxito pero además es acompañado por cambios culturales como la reducción del uso de bolsas plásticas donde nuestro departamento fue pionero. La inversión en infraestructura turística ha sido única y ha permitido la modernización de estructuras añejas. La atención a los trabajadores con cursos de manipulación de alimentos, con fondos para apoyo a emprendimientos, con la instalación del Centro de Competitividad Empresarial, son parte de un desarrollo sostenible necesario para Salto. De aquellos problemas a estas soluciones, tangible, con dignidad y calidad de vida.

Tenemos una materialidad para mostrar que nos respalda, los cambios inocultables del departamento en barrios, viviendas, calles, iluminación y espacios públicos, y en la vida concreta de las y los salteños. Se viene mucho más y hay proyectos. Hay que defender los logros y los avances conscientes de que fueron logrados en condiciones muy adversas; no hay avance sin apropiación y síntesis de lo ya avanzado, pero no alcanza. Hay que construir una perspectiva de nuevas transformaciones, extender el horizonte por el cual seguiremos defendiendo el gobierno departamental.

Esas son parte de la construcción que están en juego en las próximas elecciones departamentales, que tienen en el compañero Andrés Lima la conducción de esta política la única que demuestra, independientemente de las circunstancias, seguir siempre estar apostando al desarrollo de nuestro Salto.