domingo 27 de noviembre, 2022
  • 8 am

Niveles de atención de salud

Colegio Médico del Uruguay
Por

Colegio Médico del Uruguay

95 opiniones

Dra. María Jesús Puche
Consejera Regional Norte del CMU
Los niveles de atención se definen como una forma ordenada y estratificada de organizar los recursos para satisfacer las necesidades de la población.
Se dividen en tres niveles de atención:
Primer nivel es el nivel del primer contacto
Este nivel abarca los servicios de atención ambulatoria y se dedican a la atención, prevención y promoción de salud, se resuelven las necesidades básicas y más frecuentes.
Es la puerta de entrada al sistema de Salud. Cuenta con establecimientos de baja complejidad como centros de salud, policlínicas. Este nivel permite una adecuada accesibilidad a la población, realizando una atención oportuna y eficaz. Resuelve un promedio del 85% de los problemas prevalentes.
Segundo nivel
Se trata de instituciones de salud, con especialización en servicios básicos: Medicina Interna, Pediatría, Cirugía General, Ginecoobstetricia, además de la infraestructura necesaria para realizar exámenes complementarios y los diagnósticos básicos correspondientes a este nivel. Incluye la atención ambulatoria de especialidades para problemas de salud más específicos como: neurología, traumatología, cardiología, etc.
Es el lugar que recibe a las personas que consultaron en el primer nivel de atención, y que por el problema de salud que presentan, requieren mayor atención, ya sea para interconsultas con otros especialistas o para internación por parto o cirugías simples.
Dentro de este nivel de atención se encuentran los hospitales generales, algunos hospitales regionales y las maternidades.
Tercer nivel de atención
Es donde se atienden los pacientes con patologías complejas que requieren procedimientos especializados y de alta tecnología. En él se encuentran las instituciones de salud equipadas con alta complejidad para la atención de problemas de salud que requieren mayor tecnología y mayor aparatología. Estas instituciones cuentan con salas de internación, cirugía, clínica médica, especialidades quirúrgicas específicas; (traumatología, neurocirugía, cirugía cardiovascular, y otras) infraestructura para la realización de estudios complementarios más complejos; unidad de terapia intensiva y unidades coronarias.
Su ámbito de cobertura debe ser la totalidad de un país, o gran parte de él. En este nivel se resuelven aproximadamente 5% de los problemas de salud que se planteen. Son ejemplos los hospitales Pereira Rossell, Maciel, Centro Nacional de Quemados (CENAQUE), Centros de diálisis, entre otros.
No deben verse estos Niveles de Atención de manera aislada, sino como parte del Sistema Sanitario, donde el paciente transita en dependencia de sus necesidades de salud y a criterios del equipo de salud, en una estrecha interrelación, a través de un sistema de referencia y contrarrefencia.
Sistema de referencia y contrarreferencia
Para que el proceso de atención a los usuarios se pueda dar ininterrumpidamente por parte del sistema sanitario, los niveles de atención deben de funcionar con una adecuada referencia y contrarreferencia y para esto es fundamental la coordinación entre los diferentes niveles. Para que esto se pueda dar debe existir una continencia o capacidad operativa de cada uno de ellos acorde con las necesidades, debiendo tener siempre en cuenta que la entrada del usuario al sistema debe darse siempre desde el primer de atención. La referencia constituye un procedimiento administrativo-asistencial mediante el cual un establecimiento de salud, (de acuerdo al nivel de resolutividad que le corresponda), transfiere la responsabilidad del cuidado de la salud de un paciente o el procesamiento de una prueba diagnóstica, a otro establecimiento de salud de mayor capacidad resolutiva.