Jueves 4 de marzo, 2021
  • 8 am

El mercado de haciendas camina firme con entradas a 10 días y valores estables

La zona litoral norte, si bien está situada como área de emergencia agropecuaria, se encuentra con una serie de precipitaciones en el último mes que ha generado cierta tranquilidad y necesidad de reposición. Está claro que no llueve pasto, pero frente a pronósticos que auguraban un evento La Niña de moderada a fuerte intensidad, días de lluvias generan tranquilidad y cambios en los negocios, teniendo en cuenta que el productor espera algún centavo más para vender, al no estar tan necesitado, lo que ha llevado a que la semana termine con algunos centavos más de lo que comenzó con la planilla de consignatarios el pasado lunes.
Operadores consultados a lo largo de la semana aquí en el norte, marcaron referencias de US$ 3,10 a US$ 3,15 para el novillo al comienzo de la semana, marcando una baja respecto a la semana anterior e industrias que intentaban trasladar algún centavo menos, lo que generaba resistencia en los productores a vender. En el transcurso de la semana el mercado fue cambiando y cerramos con referencias del novillo en US$ 3,15 a US$ 3,20.
Claramente esto no se puede trasladar a todo el país, consignatarios del este señalaron valores de US$ 3,15 para los novillos especiales de exportación como máximo y de ahí la escalera hacia abajo, pero con un novillo intermedio para los abastos muy trancado.
En el caso de la vaca, el mercado es más variable de acuerdo a la terminación y calidad de la misma, sin embargo para las especiales los valores fluctuaron en los siete días entre US$ 2,90 a US$ 3,00. Mientras que la vaquillona se posiciona en US$ 3,05, pero con un mercado más lento que en las últimas semanas, con un claro afloje del abasto, debido a la ausencia del turismo desde el exterior.
Así como se pactaban entradas a 10 y 12 días para adelante al cierre de la semana pasada, dependiendo de la planta, en los ultimos días se han concretado negocios con 7 a 10 días para la carga.