Martes 19 de enero, 2021
  • 8 am

Monotributo social Mides y nuestra propuesta para pasivos

Álvaro Lima
Por

Álvaro Lima

218 opiniones

Dr. Álvaro Lima
Diputado FA Salto

En reunión conjunta de las comisiones de hacienda de senadores y diputados del martes pasado, los Ministerios de Economía y Finanzas y de Trabajo y Seguridad Social presentaron un proyecto que beneficia a empresas unipersonales y a sociedades de hecho sin dependientes.
Se trata de un subsidio igual a 6.779 pesos con destino a las empresas mencionadas (unipersonales) y a cada socio de sociedades de hecho sin personas a cargo, bajo la denominación de monotributo social MIDES. Los beneficiarios deben de estar inscriptos en MIDES (Ministerio de Desarrollo Social) al 13 de marzo del corriente, fecha en la cual se declaró la emergencia sanitaria.
Dicho beneficio abarca los meses de abril ya en curso y mayo de 2020 y el proyecto de ley autoriza al Poder Ejecutivo a extenderlo por dos meses más. Los recursos económicos los aporta INEFOP del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social a través del Fondo de reconversión laboral. Sería una suma cercana a los 290 millones de pesos.
El proyecto establece que la ejecución del subsidio la hará la Agencia Nacional del Desarrollo, organismo además que, por la creación de este subsidio, estaría en condiciones de otorgar préstamos a otras empresas registradas que no son mencionadas en el texto de ésta ley y que fuera señalado en dicha reunión.
Otra de las consideraciones hechas fue el hecho de que si se tratan de empresas y sociedades registradas en MIDES, lo lógico hubiera sido que la ejecución y la instrumentación estuviera a cargo del propio MIDES y del Banco de Previsión Social, a efectos de brindarle practicidad y dinamismo a la hora de destinar rápidamente el subsidio a quienes lo están necesitando en forma rápida.
Se espera ahora por su rápida aprobación y que comience a regir en forma inmediata para beneficio de la población beneficiaria.
Esta semana, además, hemos presentado a la bancada que integramos una propuesta con destino a jubilados y pensionistas del BPS que pretende aplazar los pagos de los préstamos sociales a través del Banco de Previsión Social, considerando que esta epidemia ha generado gastos y destino de ingresos que no pensaban realizar en condiciones normales.
La franja que se beneficiaría con el aplazamiento, está pensada para jubilados y pensionistas que perciben hasta 5 B.P.C. o sea que alcance un ingreso nominal de 22.595 pesos uruguayos.
El aplazamiento planteado abarca 3 meses: mayo, junio y julio de 2020, debiéndose reiniciarse los pagos de dichos préstamos a partir del mes de agosto del corriente año.
En la propuesta que elaboramos, las cuotas de los préstamos seguirían siendo las mismas sin aplicar ningún interés.
Esta iniciativa no implica erogación por parte del Estado sino simplemente un aplazamiento en el pago de los préstamos y de las cuotas.
Hemos entendido que sería una forma de asistir a un grupo importante de personas que normalmente están en condiciones muy vulnerables y cuyos ingresos son muy magros.
A ello, debemos de agregar, que gran parte de jubilados y pensionistas son el sostén de muchas familias y considerando que mucha gente se encuentra en seguro de desempleo y otro tanto vive de changas sin poder trabajar como se debería.